Loiola XXI

Lugar de encuentro abierto a seguidor@s de S. Ignacio de Loyola esperando construir un mundo mejor


Deja un comentario

Misión del Card. Sandri en Ucrania

Satisfacción del Cardenal Sandri tras su visita a Ucrania

2017-07-17 Radio Vaticana

 

(RV).- Acaba de concluir la visita a Ucrania que comenzó el pasado 11 de julio el Cardenal Leonardo Sandri, Prefecto de la Congregación para las Iglesias Orientales, que realizó por invitación del Arzobispo Mayor de Kiev, Su Beatitud Sviatoslav Shevchuk, con ocasión de la Peregrinación nacional al Santuario de Zarvanytsia.

De los momentos más significativos destacamos el saludo a los jóvenes, la tarde del sábado 15; la reflexión que ofreció a los peregrinos al término de la procesión con las velas encendidas y el Moleben,  es decir, el servicio de intercesión y de súplica, que consiste en una liturgia típica de las Iglesias Ortodoxas Orientales dirigida a Jesucristo, a la Madre de Dios, a un santo o con ocasión de una fiesta religiosa que, en este caso, se realizó desde la noche del sábado y terminó el domingo en que el Purpurado argentino pronunció la homilía de la Divina Liturgia.

También visitó, en Leópolis, la Catedral greco-católica de San Jorge, a la vez que rezó ante las tumbas del Metropolita Andrey Sheptytsky y del Cardenal Joseph Slipyj, Padres de la Iglesia ucraniana.

Antes de regresar a Rina el Cardenal Sandri se detuvo para saludar brevemente al Arzobispo Latino de Kiev.

El Santo Padre Francisco le había pedido al Purpurado que llevara su saludo a todos los fieles católicos, greco-católicos y latinos, sin excluir a los hermanos y hermanas ortodoxos y a todos los hombres y mujeres de buena voluntad, con su bendición.

El Papa Bergoglio, además, ha querido hacerse presente espiritualmente con un renovado gesto de afecto y cercanía por la población que padece sufrimientos y privaciones a causa de los conocidos conflictos y, al mismo tiempo, animar a todos a fin de que trabajen por la paz, la reconciliación, en el respeto del derecho, y por las obras de caridad y solidaridad para socorrer a los tantos desalojados e indigentes.

De ahí que la Peregrinación nacional al Santuario de la Virgen María de Zarvanytsia haya sido la ocasión para encomendar a la Madre de Dios las intenciones del Santo Padre, mediante el empeño de todos los participantes con la oración y con gestos de conversión personal y comunitaria.

Escuchemos el balance que el mismo Cardenal Leonardo Sandri ha trazado ante el micrófono de Sergio Centofanti:

(María Fernanda Bernasconi – RV).


Deja un comentario

La Santa Sede y Ucrania.

El Papa envía al cardenal Sandri a visitar las zonas de conflicto en Ucrania

 

(RV).- El cardenal argentino Leonardo Sandri irá a Ucrania para visitar las zonas de conflictopor encargo del Papa Francisco. Entre el 11 y el 17 de julio, el purpurado visitará varias ciudades especialmente perjudicadas por el conflicto que afecta a esta nación, reuniéndose con refugiados y desplazados.

En Radio Vaticana escuchamos el mensaje del cardenal antes de iniciar su viaje, que lo llevará a Kiev, Kharkiv, Kramatorsk, ciudad alcanzada por misiles en 2015 y Slovyansk. Asimismo visitará la ciudad de Zarvanytsia, importante lugar de peregrinaje de los fieles ucranianos.

Esta iniciativa del Papa se suma a las varias acciones concretas que el Pontífice ha realizado en favor del pueblo ucraniano. Entre ellas, la colecta extraordinaria realizada el año pasado, que desde inicios de 2017 permite ayudar al país. Por otro lado, en 2016 el Secretario de Estado Vaticano, el cardenal Pietro Parolin, encabezó personalmente una visita de cinco días por Ucrania para analizar la situación.

“Con muchísima esperanza viajo a Ucrania para llevar a ese querido pueblo la palabra del Papa, de afecto, presencia y cercanía”, explica el cardenal Sandri. “Llevar el consuelo, el óleo de la consolación que nos da el Evangelio”.

(SL-RV)


Deja un comentario

Mensaje del Papa al G20.

Papa pal G20 que las decisiones económicas privilegien a los refugiados, pobres y excluidos

2017-07-07
El Papa Francisco ha escrito un mensaje a la cumbre del G20 reunida en la ciudad alemana de Hamburgo. Francisco dirige su mensaje a Ángela Merkel y en él explica cuál debe ser la misión de este grupo que engloba a los países más industralizados del mundo.
El Papa les propone cuatro ideas para construir sociedades franternales de justicia y paz como recoge en su exhortación Evangelii Gaudium.
Francisco, explica que el “tiempo es más grande que el espacio”. Aunque reconoce que no hay soluciones completas a los problemas del mundo, recuerda a los líderes mundiales que, al tomar una decisión, deben dar prioridad absoluta a los pobres, refugiados, a los que sufren y a los excluidos, sin tener en cuenta su nacionalidad, raza, religión o cultura. Les pide además que rechacen cualquier solución armada a los conflictos.
Por eso insiste en que el G20 tiene que trabajar por reducir las guerras y el odio. Pide “unidad frente al conflicto”. Además, recuerda que “la realidad es más importante que las ideas” y que las soluciones consensuadas son mejores que las ideologías que “dejan una estela dolorosa de exclusión, descartados y también de muerte”.
El Papa además invita a los miembros del G20 a que también piensen en los países con una economía más débil, “cuya voz tiene menos peso en la escena política mundial”, pero que también pueden contribuir al progreso. De ahí que pida que las soluciones sean universales y beneficien a todos porque “el todo es mayor que las partes”,
No quiere pasar por alto la dramática situación que viven lugares como Sudán del Sur, Chad, el Cuerno de África y Yemen donde 30 millones de personas corren el riesgo de morir de hambre. Ayudarlas, dice, será una demostración del compromiso por cambiar la economía para el bien de todos.


Deja un comentario

Hacia la reunificación de Chipre. Nuevas esperanzas.

Chipre, a un paso más cerca de lograr la reunificación

António Guterres (centro), con el líder turcochipriota, Mustafa Akinci (derecha), y el líder grecochipriota, Nicos Anastasiades (izquierda). Foto: ONU/Jean-Marc Ferré

01 de julio, 2017 — El Secretario General de la ONU aseguró este sábado que grecochipriotas y turcochipriotas alcanzaron un “claro entendimiento” para llegar a un acuerdo sobre su reunificación.

António Guterres actúa como mediador en la Conferencia sobre Chipre que comenzó el 28 de junio en Crans-Montana, Suiza, con la participación de Nicos Anastasiades y Mustafa Akinci, los líderes de las comunidades greco y turcochipriotas, respectivamente.

Tras varias reuniones de alto nivel con las partes, El titular de la ONU, aseguró en un comunicado, que existe un claro entendimiento por parte de las delegaciones de los elementos que se necesitan para llegar a un acuerdo justo y reunificar Chipre.

“Para llegar a este punto han tenido que superar desafíos muy grandes y lograr avances sin precedentes. Encomio la determinación y visión común que los trajo hasta aquí”, dijo Guterres.

Guterres aseveró que con decisión y voluntad política se podrá conseguir un acuerdo final de reunificación para Chipre.

La isla mediterránea se encuentra dividida desde 1974. Las negociaciones actuales comprenden seis áreas, entre ellas nuevos límites territoriales y el equilibrio del poder y la economía.


Deja un comentario

China: difíciles negociaciones entre Pekín y la Santa Sede.

Las relaciones China-Santa Sede, a la prueba del “Caso Wenzhou”

La Oficina de Prensa vaticana ha hecho pública su “preocupación” por el obispo Shao Zhumin, alejado a la fuerza de la diócesis. Algunos medios han difundido una reacción áspera el Ministerio de Exteriores de China, de la que no hay sin embargo rastro en las comunicaciones oficiales. Parece pronto todavía para hablar del enésimo bloqueo de los contactos sino-vaticanos

Las relaciones China-Santa Sede a la prueba del “Caso Wenzhou”

ROMA

La nueva estación de los contactos “reservados” entre la China y la Santa Sede se entremezcla con la cuestión de Pietro Shao Zhumin, el obispo católico de Wenzhou, desde hace meses maltratado por los aparatos locales, que le impiden llevar a cabo su ministerio episcopal. Los favorecedores de la agitación y la propaganda dedicados a tiempo completo contra la posibilidad de acuerdos entre Pekín y la Iglesia de Roma ya leen en el ‘caso Shao’ los antecedentes de un nuevo apagón en los contactos entre el gobierno chino y los Palacios al otro lado Tíber. Sin embargo, varios indicios parecen indicar lo contrario.

 

Los hechos

 

Desde hace más de nueve meses las autoridades locales de la provincia de Zhejian someten a medidas coercitivas a Zhuming Pietro Shao. Consagrado el 10 de noviembre de 2007 como obispo coadjutor de Wenzhou, sin ser reconocido en su dignidad episcopal por el gobierno chino, Pietro ha sido desde entonces responsable de la comunidad llamada “clandestina” hasta la desaparición de Pietro Vincenzo Zhu Weifang, el obispo ordinario de la diócesis, legítimamente ordenado y “respaldado” en su función episcopal por Pekín. Zhu murió a principios de septiembre de 2016 a la edad de 90 años. Desde entonces, de acuerdo con el derecho canónico, Shao le sucedió en el cargo convirtiéndose en obispo ordinario de la diócesis. Pero a partir de ese momento comenzaron para él periodos de alejamiento y residencia forzada. Las autoridades políticas locales quieren que salga de la condición de “irregular”, de “obispo clandestino”, y acepte convertirse en el obispo de la diócesis, conduciendo todas las comunidades católicas de Wenzhou. Pero él se niega a inscribirse a la Asociación Patriótica. Por este motivo Shao ya había sido apartado de la diócesis durante el funeral de su predecesor, y luego, de nuevo, con motivo de la Semana Santa, probablemente para ser sometido a sesiones de “persuasión”.

 

Es fácil imaginar que los colaboradores del Papa Francisco han utilizado los canales de diálogo abiertos con el Gobierno de Pekín para pedir el fin del tratamiento vejatorio reservado al obispo por parte de las autoridades locales de la provincia china de Zheijan. Después, el lunes 26 de junio, la preocupación y la solicitud de la Santa Sede han sido hechas públicas en una comunicación difundida por el director de la Oficina de Prensa vaticana. Greg Burke, en respuesta a las preguntas de algunos periodistas, ha definido la Santa Sede como “profundamente dolorida por este episodio y por otros parecidos que desgraciadamente no facilitan los caminos de entendimiento” exprimiendo el deseo de que “monseñor Pietro Shao Zhumin pueda volver lo antes posible a la diócesis y que le sea garantizado el desarrollo sereno de su propio ministerio episcopal” y recordando también la invitación a “rezar por Mons. Shao Zhumin y por el camino de la Iglesia en China”.

 

La comunicación, encomendada a la Oficina de Prensa del Vaticano, no representaba una declaración oficial de algún organismo del Vaticano, no fue firmada por el Secretario de Estado o por la Congregación de Propaganda Fide (los dos dicasterios implicados en la gestión del “informe” chino) y aún no ha sido publicada en el Osservatore Romano. Poco después la agencia France Press hizo referencia a una áspera reacción atribuida a la parte china: el 26 de junio, según la agencia francesa, el portavoz del Ministerio de Exteriores, Lu Kang, preguntado en el encuentro diario con los periodistas sobre el comunicado vaticano, ha respondido que “China se opone a la interferencia de cualquier nación extranjera en sus asuntos internos” y que “como ocurre en otros países”, está reforzando la propia “supervisión de los asuntos religiosos, de acuerdo con nuestras prácticas históricas y nuestras tradiciones”. Fórmulas de Guerra Fría que en los últimos años habían desaparecido del discurso reservado por Pekín a la petición de la Sede Apostólica para los católicos chinos. Sin embargo, en el resumen escrito oficial de la conversación entre periodistas y el portavoz Lu Kag, publicado y difundido por el mismo Ministerio de Exteriores chino, no aparece ninguna pregunta y respuesta respecto al caso Shao y las relaciones con el Vaticano. Y cuando una declaración no es oficializada por escrito –sugieren los analistas de la práctica diplomática china– ésta no puede ser acreditada como expresión de la posición oficial del organismo al que viene atribuida.

 

Qué sugieren los hechos

 

La declaración de la Oficina de Prensa de la Santa sobre el obispo Shao tuvo lugar pocos días después de una sesión de la comisión de trabajo de las relaciones sino-Vaticano comprometida con las negociaciones confidenciales precisamente sobre los problemas relacionados también con la condición de los obispos chinos. Mientras tanto, el 20 de junio en Pekín, el embajador de Alemania en la República Popular China emitió un comunicado en el que pidió a las autoridades chinas poner fin a la presión ejercida sobre el obispo Shao, y restaurarle la plena libertad de movimiento. La declaración del diplomático europeo ha tenido el único efecto real de dar otros argumentos a los ambientes que atacan a la Santa Sede por la reanudación de los contactos directos con el gobierno chino.

 

Justo durante las últimas conversaciones directas, los representantes de la Santa Sede habían tenido modo de presentar a sus interlocutores chinos la misma preocupación sobre la situación específica de obispos y comunidades católicas que sufren intimidaciones por parte de las autoridades locales. Habrán podido reiterar que el compromiso sincero en el diálogo no conoce dudas por parte vaticana, y que lo que crea malestar y problemas en el camino iniciado son precisamente episodios como el que se refiere al obispo Shao, que parecen incompatibles con las declaraciones oficiales de disponibilidad y apertura al diálogo, expresadas en varias ocasiones por el portavoz chino. Las pequeñas y grandes intimidaciones infligidas por el aparato local a los obispos y otros miembros de las comunidades católicas chinas, justo cuando desde hace tres años se han reabierto los canales de contacto directo con la Sede Apostólica, terminan por alimentar los interrogativos sobre la sinceridad de las declaraciones de voluntad expresadas por las autoridades políticas del ex Imperio Celeste. Alimentan escándalo y confusión, incluso entre muchos católicos chinos, y representan factores objetivos de sabotaje al diálogo en curso que es necesario desactivar, si realmente se quiere llegar a resolver los problemas de una manera beneficiosa para todos.

 

Liberar el campo minado

 

Al momento actual, la hasta ahora contenida reacción china al comunicado vaticano sugiere que incluso en Pekín ninguno quiera elevar el tono de la polémica para hacer estallar la mesa de las negociaciones con la Santa Sede. Los problemas a tratar son muchos y delicados, y muchos de ellos parecen resumirse en la historia de Shao Zhumin, obispo católico no reconocido por el gobierno pero seguido por la mayor parte de sus fieles y de su diócesis, decidido a no seguir algunas de las reglas impuestas por la política religiosa del gobierno. Para desatar los nudos se necesita calma, paciencia y confianza recíproca. La Santa Sede, dialogando con el Gobierno de Pekín, se expone a ataques preconcebidos, maniobras, manipulaciones por parte de todos los ambientes que no toleran ni siquiera la idea de ver madurar y crecer contactos directos y sin mediación entre la Iglesia de Roma y la República Popular de China.

 

Pero precisamente la solicitud expresada a todos los niveles respecto a los casos sensibles como el del obispo Shao también muestra que el único criterio adoptado por la Santa Sede en su deseo de diálogo con China no es un optimismo estúpido e ingenuo, ni tampoco una devoción fanática por el poder de las negociaciones diplomáticas, sino el discernimiento de las circunstancias dadas, nutrido por la fe de los Apóstoles. Para ayudar a los católicos chinos a vivir y confesar con menos problemas la comunión sacramental con el Obispo de Roma y con toda la Iglesia de Cristo. Siempre teniendo en cuenta, como ha repetido el Papa Francisco en la Fiesta de los Santos Pedro y Pablo, que “soportar el mal no es sólo ser paciente y continuar hacia adelante con resignación; soportar es imitar a Jesús: es llevar el peso, llevarlo sobre sus hombros para Él y para los demás. Es aceptar la cruz, yendo hacia adelante con confianza, porque no estamos solos: el Señor crucificado y resucitado está con nosotros”.


Deja un comentario

Chipre: se reanudan las conversaciones para la reunificación de la isla.

Inicia la nueva ronda de conversaciones para la reunificación de Chipre

Desde la división de Chipre, la ONU ha tratado de fomentar las negociaciones para un acuerdo de reunificación. Cascos azules en Chipre Foto: UNFICYP

28 de junio, 2017 — Las conversaciones para la reunificación de Chipre se reanudaron oficialmente hoy en Crans-Montana, en Suiza.

La Conferencia de Chipre, apoyada por Naciones Unidas, se inició con la participación del líder greco-chipriota, Nicos Anastasiades, y el turco-chipriota, Mustafa Akinci, así como con los discursos de los ministros de Relaciones Exteriores de Grecia y Turquía y de representantes de varias organizaciones internacionales.

Las conversaciones son mediadas por el secretario general adjunto de la ONU para Asuntos Políticos, Jeffrey Feltman, y el asesor especial de Naciones Unidas para Chipre, Espen Barth Eide.

“Lo que escuchamos aquí esta mañana nos dio la esperanza y convicción de que los líderes y garantes en la Conferencia tienen la determinación de superar todos los obstáculos para llegar a un acuerdo”, declaró Feltman ante la prensa.

La Conferencia busca generar progresos específicamente en las áreas de seguridad y garantías, elementos esenciales para llegar a un acuerdo sobre el futuro de Chipre y crear confianza entre las comunidades grecochipriota y turcochipriota.

Al mismo tiempo, se llevan a cabo diálogos paralelos para cubrir otros temas, tales como el territorio, la propiedad y la división del poder.

El Secretario General de la ONU, António Guterres, reiteró en un comunicado el apoyo de Naciones Unidas para esta causa y pidió a los participantes demostrar el liderazgo requerido para llegar a un acuerdo justo.


Deja un comentario

Refugiada siria nombrada embajadora de buena voluntad

La refugiada siria Muzoon Almellehan, nueva embajadora de UNICEF

Muzoon Almellehan, refugiada siria y activista del derecho a la educación, en una visita a una escuela en Chad. Foto de archivo: UNICEF/Sokhin

19 de junio, 2017 — El Fondo de la ONU para la Infancia (UNICEF) nombró este lunes a la activista en favor de la educación de las niñas y refugiada siria, Muzoon Almellehan, como embajadora de Buena Voluntad.

La adolescente siria es la primera persona nombrada para el cargo que ostenta la condición oficial de refugiada y la más joven entre todos los embajadores de buena voluntad de UNICEF.

Almellehan, de 19 años de edad, escapó junto a su familia del conflicto en Siria el año 2013 y vivió como refugiada en Jordania durante tres años, antes de reasentarse en el Reino Unido.

Durante su estancia en el campamento de refugiados jordano de Za’atari se convirtió en defensora de la educación, especialmente la de las niñas.

“Junto a UNICEF podemos cambiar muchas cosas alrededor del mundo. Estoy muy orgullosa de representar a UNICEF para ayudar a los niños en todo el mundo para darles esperanza y espero marcar la diferencia. Estoy muy emocionada por todo lo que haré por UNICEF en el futuro”, indicó Almellehan.

La nueva embajadora viajó recientemente a Chad, donde se reunió con niños forzados a abandonar la escuela por el grupo terrorista Boko Haram.