Loiola XXI

Lugar de encuentro abierto a seguidor@s de S. Ignacio de Loyola esperando construir un mundo mejor


Deja un comentario

Siria: la dramática situación de la población en zonas de combates.

Más de 8.000 personas siguen atrapadas en Raqqa, Siria

Ain Issa, a 50 km al norte de la ciudad de Raqqa, es el refugio provisional de los niños y adultos que han huido de las áreas controladas por ISIS en Raqqa, Siria. Foro: UNICEF / Soulaiman

13 de octubre, 2017 — La Agencia de la ONU para los Refugiados, ACNUR, ha pedido a los combatientes que dejen salir a los 8.000 civiles atrapados en Raqqa mientras prosiguen los combates para expulsar al ISIS.

“Los que consiguen escapar hablan de condiciones cada vez peores dentro de la ciudad. Hay poca comida, agua, medicinas y electricidad. Reiteramos nuestro llamado para que dejen salir con seguridad a los civiles atrapados para que se pongan a salvo y tengan refugio y protección. Esa gente tiene que elegir entre quedarse en una ciudad envuelta en el conflicto o escapar en medio de combates…una elección con la que se juegan la vida”, explica Andrej Mahecic, el portavoz de la agencia.
Unas 270.00 personas han huido de Raqqa desde principios de abril.

En la vecina Deir-ez-Zour, casi 100.000 personas se vieron obligadas a abandonar sus hogares durante la primera semana de octubre.

ACNUR está preparado para acoger a las personas que huyen en los campos cercanos a Raqqa y Deir-ez-Zor. Por el momento, 34.000 sirios desplazados viven en esos campamentos.

En el oeste del país, ACNUR ha conseguido llevar ayuda humanitaria a más de 3.000 familias en Hama, por primera vez desde hace más de un años.

Anuncios


Deja un comentario

Más de 500.000 refugiados Rohingyas en Bangladesh

ONU busca fortalecer respuesta humanitaria a refugiados rohingyas en Bangladesh

Miles de refugiados rohingyas cruzan la frontera cerca del pueblo de Anzuma Para, Palong Khali, en Bangladesh. Foto: ACNUR / Roger Arnold

13 de octubre, 2017 — La Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) ha iniciado el conteo de las familias rohingyas que han huido de Myanmar, para poder proporcionar la asistencia más adecuada.

Según recientes estimaciones de las agencias humanitarias pertenecientes al Grupo de Coordinación Entre Sectores (ISCG por sus siglas en inglés), el número de refugiados rohingyas que llegaron a Cox´s Bazar, en Bangladesh, en los últimos 47 días habría alcanzado los 536.000.

“La situación es sumamente grave. Estas personas están desnutridas y el acceso a agua potable y servicios de sanidad en muchos de los sitios espontáneos es insuficiente. Están en un alto estado de vulnerabilidad. Han huido del conflicto, experimentado traumas severos y se encuentran actualmente viviendo en condiciones extremadamente difíciles”, (declaró Sarat Dash, el Jefe de Misión de la Organización Internacional para la Migraciones (OIM) en Bangladesh.

El ACNUR ha iniciado con el Gobierno el conteo de las familias refugiadas, con el propósito de proporcionar la ayuda más adecuada según las necesidades identificadas. Para llevar a cabo ese ejercicio, liderado por la Comisión para el apoyo a los refugiados y la repatriación de Bangladesh (RRRC por su sigla en inglés), la agencia de la ONU ha reclutado y entrenado a 100 agentes y ha proporcionado el equipo para el conteo.

Hasta la fecha han sido identificadas 17.855 familias en los campamentos de Balukhali y Kutupalong. Se prevé cubrir 525.000 personas en las próximas semanas.

El 3 de octubre, el ISCG lanzó un llamamiento revisado solicitando 434 millones de dólares como parte de un Plan de Respuesta Humanitaria de 6 meses destinado a 1,2 millones de personas, entre ellas los refugiados rohingyas y 300.000 nacionales de Bangladesh en estado de vulnerabilidad que se encontraban viviendo en las comunidades de acogida de Cox’s Bazar.

En un encuentro con la prensa tras una reunión en el Consejo de Seguridad este viernes en la tarde, el Representante Permanente de Francia y presidente del Consejo para el mes de octubre, François Delattre, denunció que una “limpieza étnica esté ocurriendo ante nuestros ojos” en Myanmar.

Asimismo, confirmó el apoyo del Consejo a las recomendaciones emitidas por la Comisión Asesora sobre el Estado de Rakhine presidida por el ex-Secretario General de la ONU Kofi Annan.

Annan, que se dirigió a los miembros del Consejo en la tarde, anunció el próximo nombramiento de un grupo de expertos para la implementación de las recomendaciones. “La hoja de ruta está clara”, aseveró, “y busca enfrentar las causas del conflicto en el estado de Rakhine y defender los derechos de los rohingyas”.

El Consejo pidió al gobierno de Myanmar cesar la violencia, dar acceso humanitario sin restricciones, y reanudar el diálogo con Bangladesh acerca del retorno de los rohingyas.


Deja un comentario

La llegada del invierno amenaza la supervivencia de 4 millones de refugiados en Medio Oriente.

La llegada del invierno amenaza la supervivencia de hasta 4 millones de refugiados en el Medio Oriente

Familia desplazada viviendo en el asentamiento de Khamir, en Yemen. Foto: OCHA/Giles

03 de octubre, 2017 — Sólo una cuarta parte de las familias refugiadas en el Medio Oriente recibirá el apoyo necesario para prepararse para el próximo invierno, aseguró la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR).

“Hay casi 15 millones de refugiados y desplazados internos sirios e iraquíes dispersos por la región. Estimamos que hasta cuatro millones de personas están en riesgo extremo y necesitan ayuda oportuna y sustancial para prepararse adecuadamente”, declaró el portavoz de ACNUR, Andrej Mahecic, este martes ante la prensa en Ginebra.

El plan regional para asistencia de invierno de la agencia humanitaria, dirigido a cubrir las necesidades de millones de refugiados y desplazados sirios, turcos, iraquíes, libaneses, jordanos y egipcios, hasta el momento sólo ha sido financiado en un 26%.

“Para muchos refugiados sirios, este será el séptimo invierno consecutivo en desplazamiento. Resistir el frío extremo, la nieve y las fuertes lluvias se ha convertido en una batalla anual y de supervivencia para millones de desplazados que viven en refugios improvisados en lugares como el Valle de Bekaa en el Líbano y en el norte de Iraq”, agregó Mahecic.

Las necesidades de los refugiados y desplazados internos son significativamente más altas durante el invierno y las mujeres y los niños se ven especialmente afectados. Sin la ayuda apropiada muchas familias se ven obligadas a tomar medidas desesperadas para sobrevivir y son forzadas a endeudarse aún más.

Durante el otoño el ACNUR tiene previsto prestar asistencia en efectivo, distribuir artículos de invierno e invertir en la preparación de los campamentos.


Deja un comentario

Son más de 500.000 los Rohingya refugiados en Bangladesh

El número de refugiados rohingya en Bangladesh es superior a 500.000 personas, indica ACNUR

29 de septiembre, 2017 — El número de rohingyas que huyeron de Myanmar a Bangladesh superó el medio millón este jueves, según las últimas estimaciones aportadas por la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR).

En su tarea de auxilio a los refugiados, ACNUR continuó la distribución de láminas de plástico y artículos de socorro en los puntos de entrada de los asentamientos en Bangladesh.

Por su parte, la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) indicó que al menos 23 refugiados se habrían ahogado y otros 40 desaparecido después que su barco se hundiera en la bahía de Bengala durante la noche del jueves.

El portavoz de la OIM, Joel Millman, señaló que de los 80 pasajeros que intentaban llegar a Bangladesh, 50 eran niños.

“Los supervivientes pasaron toda la noche en el mar sin comida, y el capitán de la nave intentó evitar que las patrullas marítimas les interceptaran. En un momento dado optó por fondear el barco, pero esa maniobra resultó ser un grave error, ya que la mala mar era mucho peor de lo que supuso, como se podía apreciar desde tierra.”, dijo.

Asimismo, el Fondo de la ONU para la Infancia (UNICEF) anunció este viernes que planea crear más de 1.300 nuevos centros de aprendizaje para los menores rohingya.

UNICEF gestiona en estos momentos 182 escuelas en los campamentos y asentamientos provisionales de Bazar Cox donde asisten a clase unos 15.000 niños y niñas.

Durante el próximo año se prevé incrementar el número de centros de aprendizaje hasta los 1.500 con el objetivo de impartir clases a 200.000 niños.

Las asignaturas que se imparten son las de bengalí, inglés, matemáticas, birmano, ciencias, artes y además reciben asesoramiento psicosocial.

El Grupo Internacional de Coordinación de la Provisión de Vacunas distribuirá 900.000 dosis de inmunización oral contra el cólera con el objetivo de prevenir la propagación de esa enfermedad entre las poblaciones vulnerables recién llegadas y las comunidades anfitrionas en las áreas cercanas a Bazar Cox.

La inmunización tendrá lugar los primeros días de octubre y correrá a cargo de los socios del Grupo, entre los que se encuentran UNICEF, la Organización Mundial de la Salud (OMS), Médicos sin Fronteras y la Federación Internacional de la Cruz Roja.


Deja un comentario

Honduras: miles de familias desplazadas

Miles de desplazados en Honduras están siendo despojados de sus casas y tierras por un vacío legal

Vista de Tegucigalpa, la capital hondureña. En algunos vecindarios la violencia de pandillas está forzando a las familias a huir de sus hogares. Foto: ACNUR/Tito Herrera

29 de septiembre, 2017 — Miles de personas desplazadas por la violencia de pandillas en Honduras fueron despojadas de sus tierras y hogares debido a vacíos en la legislación de propiedad existente en ese país, asegura un nuevo informe de la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR).

Al menos 174.000 personas fueron desplazadas internamente entre 2004 y 2014 en 20 municipios urbanos de Honduras. Unas 7.000 aseguraron que el despojo y la ocupación de sus tierras y propiedades era la principal razón para huir.

“Considerando que el censo fue hecho solo en 20 municipalidades, nosotros pensamos que el número de desplazados internos por violencia y por despojo de tierra es mucho más alto”, declaró Francesca Fontanini, portavoz de ACNUR en las Américas.

Según el informe de la agencia, en contextos urbanos las pandillas destruyen y ocupan a la fuerza los hogares de miles de personas, y en el campo, donde se establecen las rutas de drogas, muchas familias han reportado presión para vender sus tierras a precios más bajos que los del mercado o han sido forzados a abandonar sus propiedades.

A falta de un registro organizado y legítimo de propiedades en el país, las familias a menudo tienen que luchar ante las autoridades para demostrar que son los dueños de sus propias casas o tierras.

Asimismo, las comunidades indígenas y afro-hondureñas reportaron al ACNUR haber sido sometidos a amenazas físicas al reclamar sus derechos colectivos y territoriales ante megaproyectos industriales, de infraestructura o turísticos.

“Es muy importante crear, primero, un sistema de registro de todas las tierras y casas abandonadas, de esta manera cuando alguien necesite protección se pueden tomar todas las medidas legales para garantizar sus derechos y para poner en práctica mecanismos para la restitución de la tierra”, agregó Fontanini.

El informe del ACNUR pide al gobierno hondureño fortalecer y defender los derechos humanos y territoriales de las personas desplazadas por la violencia y las comunidades indígenas y afro.

“La agencia de la ONU para los Refugiados sigue proporcionando un apoyo técnico al gobierno de Honduras en el diseño de la implementación de una respuesta en esta temática. Ya hemos empezado un proyecto piloto para identificar las casas y tierras abandonadas en un área de alto riesgo”, declaró la portavoz.

El ACNUR desplegó también un grupo de trabajo sobre la tierra y la vivienda con la participación de las comunidades afectadas y entidades gubernamentales clave.


Deja un comentario

Variaciones en el flujo de refugiados hacia Europa.

El flujo de refugiados hacia Europa se redujo en ciertas rutas en el primer semestre de 2016: ACNUR

Llegada de una balsa con decenas de refugiados a las costas de Lesbos, en Grecia. Foto: UNICEF / Ashley Gilbertson

24 de agosto, 2017 — El número de refugiados y migrantes que buscan llegar a Europa a través del Mediterráneo decreció en determinadas rutas durante la primera mitad de este año, según cifras de la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) divulgadas hoy.

En comparación con los seis primeros meses de 2016, el nuevo informe de ACNUR indica que la disminución se fundamentó sobre todo en un drástico descenso de los migrantes que usaban la ruta marítima entre Turquía y Grecia.

Por otra parte, las travesías entre el norte de África e Italia permanecen a un nivel similar al del año pasado, mientras que en otras rutas aumentó el flujo, como en el caso de los migrantes que buscan llegar a España, que sumaron 9.500, frente a los 5.000 del primer semestre de 2016.

Pese a la disminución de llegadas, el documento de ACNUR destaca que las probabilidades de fallecer o sufrir abusos por quienes transitan estas rutas siguen siendo muy altas.

ACNUR estimó, conservadoramente, que más de 2.200 las personas murieron o desaparecieron en el Mediterráneo y por lo menos 40 por vía terrestre durante el mismo periodo.

El Alto Comisionado para los Refugiados, Filippo Grandi, enfatizó que es necesario tomar medidas para disminuir el número de migrantes que buscan llegar a Europa, “pero hacerlo sin incrementar los esfuerzos para lograr la paz, el desarrollo y las vías seguras es moralmente inaceptable”, acotó.


1 comentario

Sudán del sur: interminable éxodo de la población.

La cifra de refugiados sursudaneses en Uganda supera el millón

Refugiados sursudaneses en Uganda. Foto de archivo: ONU/Mark Garten

17 de agosto, 2017 — Un millón de refugiados sursudaneses han llegado a Uganda y las condiciones para ofrecerles ayuda son cada vez más críticas, informó hoy la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR).

ACNUR reiteró su llamado a la comunidad internacional sobre la necesidad de apoyo financiero para ayudar a estas personas.

Alrededor de 1.800 sursudaneses han llegado a diario a Uganda en los pasados meses, mientras que en Sudán, Etiopía, Kenya, República Democrática del Congo y la República Centroafricana se albergan más de un millón de refugiados.

En Uganda, más del 85% de los recién llegados son mujeres y niños que han huido de la violencia de grupos armados que les quemaron sus hogares, mataron a sus familiares, abusaron de ellos sexualmente o intentaron secuestrarles.

ACNUR aseguró que se necesitan 674 millones de dólares para enfrentar esta crisis de refugiados, pero agregó que sólo se ha recibido el 21% de esos fondos.

Este déficit está afectando significativamente las capacidades para entregar ayuda vital y ofrecer servicios básicos a esas personas.

Recientemente, el PMA tuvo que recortar las raciones de alimentos, las clínicas están funcionando con muy pocos trabajadores sanitarios y medicamentos y la educación de los niños se hace al aire libre, hasta con 200 alumnos por clase.

Desde diciembre de 2013, cuando estalló la crisis de Sudán del Sur, más de dos millones de sursudaneses han huido a los países vecinos, y se estima que hay la misma cifra de desplazados internos.