Loiola XXI

Lugar de encuentro abierto a seguidor@s de S. Ignacio de Loyola esperando construir un mundo mejor


Deja un comentario

Audiencia del Papa a un líder indígena de la Amazonia.

El Santo Padre recibe en audiencia a Raoni, líder indígena de la Amazonía

La audiencia tendrá lugar este lunes 27 de mayo en el Vaticano. Así lo dio a conocer el director interino de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, Alessandro Gisotti.

Ciudad del Vaticano

En respuesta a las preguntas de algunos periodistas, el director “ad interim” de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, Alessandro Gisotti, ha declarado lo siguiente:

El Santo Padre recibirá en audiencia privada al jefe indígena amazónico, Raoni, el próximo 27 de mayo.

 

Con este encuentro, el Papa Francisco quiere reiterar su atención por la población y el ambiente de la región amazónica y su compromiso en la protección de la Casa Común.

La audiencia a Raoni se enmarca además en la preparación a la Asamblea Especial del Sínodo de los Obispos para la región Panamazónica, que se realizará del 6 al 27 de octubre próximo, con el tema “Amazonía: Nuevos Caminos para la Iglesia y para una Ecología Integral”.


Deja un comentario

Se prepara el instrumento de trabajo para el Sínodo sobre la Amazonia

Un Instrumentum Laboris que responda a lo escuchado a pueblos amazónicos

Este martes y miércoles, 14 y 15 de mayo, va a tener lugar el segundo encuentro del Consejo Pre-sinodal. Después de un largo tiempo de escucha, donde oficialmente participaron 87.000 personas, un equipo de expertos ha elaborado un esbozo del Instrumentum Laboris, que será el material a ser trabajado por los padres sinodales, participantes en la Asamblea Sinodal, que se celebrará en el Vaticano de 6 a 27 de octubre

 Manuel Cubías – Ciudad del Vaticano

Segunda reunión presinodal

Los participantes del consejo, durante los dos días de reunión, van a estudiar, profundizar, sugerir y perfeccionar el esbozo del Instrumentum Laboris elaborado por los especialistas. Para el P.  Justino Sarmento Rezende, salesiano brasileño, el proceso sinodal está enseñando “lecciones de vida, que muestran que como Iglesia tenemos mucho que avanzar, dificultades, problemas que superar. Sentir que muchos agentes de pastoral, incluso sacerdotes, algunos obispos, no se sienten tan interesados por los problemas que afectan a los más pobres, a los más simples. Esta es una preocupación muy grande para quien está siguiendo este proceso de preparación. Ha sido una realidad nueva con la que estoy conociendo en profundidad cómo funciona la Iglesia”.

Fidelidad a los pueblos amazónicos

Monseñor Neri Tondello, obispo de Juina, Brasil, afirma que “el documento represente esta voz que viene de la base, es allí que está doliendo, es allí donde están los problemas, es allí donde tenemos las carencias, es allí donde tenemos los gritos, las voces que se levantan para que la Iglesia piense en nuevos caminos hacia el futuro dentro de una perspectiva de la ecología integral. Mi expectativa es que el documento corresponda, sea fiel a lo que la base respondió”.

El Padre Justino destaca que “ahora es tiempo de fidelidad a lo que fue sugerido por muchos pueblos, es tiempo de reafirmar compromisos, de reafirmar la alianza con Dios, de reafirmar la alianza con el pueblo esparcido en la región amazónica. Mi esperanza es que todo sea de acuerdo con lo que el Dios de la vida inspire en cada uno de nosotros” (RD).

Momento decisivo para la Iglesia

El Cardenal Pedro Barreto refiriéndose a este momento presinodal afirmó: “Este sínodo es una prueba decisiva para toda la iglesia, para mirar desde lo local, desde la encarnación de cristo, desde una cultura concreta y que se universalice en el amor. El amor nos abre horizontes”.

El Cardenal añadió: “El objetivo fundamental es nuevos caminos para la iglesia, ahí está centrada la reflexión y los aportes que se han podido dar para el sínodo, pero espero que el sínodo avance en propuestas concretas para que el papa Francisco pueda darnos unas orientaciones como respuesta a la escucha de dios desde el pueblo amazónico”.

El proceso de preparación del Sínodo para la Amazonía avanza, haciendo actuales los clamores de la tierra, los clamores de los empobrecidos. El Padre salesiano y el Cardenal Barreto coinciden en considerar este momento como un momento de esperanza, esperanza en una Iglesia que siga siendo voz profética de los habitantes de la panamazonía.


Deja un comentario

Importancia de la Amazonia para todo el mundo. Card. Barreto

Card. Barreto. Sínodo: Universalizar el amor, no temer escuchar

El Vicepresidente de la Red Eclesial Panamazónica, Card. Pedro Barreto, relata el estado actual del proceso de preparación del Sínodo Especial para la Amazonia, que se realizará en octubre próximo en el Vaticano

Manuel Cubías – Ciudad del Vaticano

El pasado 15 de octubre del 2017, Papa Francisco convocó una Asamblea Sinodal Especial sobre la Panamazonía, indicando que el principal objetivo es “encontrar nuevos caminos para la evangelización de aquella porción del Pueblo de Dios, sobre todo de los indígenas, muchas veces olvidados y sin una perspectiva de un futuro sereno, también por la causa de la crisis de la foresta amazónica, pulmón de fundamental importancia para nuestro planeta”.

La Panamazonía está formada por nueve países: Brasil, Bolivia, Colombia, Ecuador, Perú, Venezuela, Surinam, Guayana y Guayana Francesa. Se trata de una región que es una importante fuente de oxígeno para toda la tierra, donde se concentran más de un tercio de las reservas forestales primarias del mundo. Es una de las mayores reservas de biodiversidad del planeta, conteniendo el 20% del agua dulce no congelada.

Sinodalidad

El Cardenal Pedro Barreto enmarca el proceso sinodal en la invitación de Jesús a los apóstoles: ‘Vayan por todo el mundo y anuncien el evangelio’. Por eso: el “sínodo es una expresión del caminar juntos, de buscar juntos lo que Dios quiere. La Sinodalidad es la esencia de la evangelización… De allí su título: Nuevos caminos para la Iglesia y para una ecología integral”.

Territorio y universalidad

El Cardenal afirma que “la Amazonia es una región de siete millones y medio de kilómetros cuadrados. Es el gran bioma de la humanidad; es uno de los pulmones del mundo, como dice el Papa Francisco y aunque nos focalizamos en una región, no deja de tener una dimensión universal, porque lo que sucede en la Amazonia sucede en el mundo… El sínodo tiene dos aspectos: uno, la región y los que viven allí, que son los últimos, la periferia del mundo y el otro, lo universal, que es la humanidad”.

Entrevista al Card. Pedro Barreto

El ejercicio de escuchar

El Cardenal recuerda que “el verbo escuchar nos remite a una actitud que el Papa Francisco experimentó cuando hizo su visita Pastoral al Perú. En su visita él dijo expresamente: he venido a escucharlos, he venido a compartir sus sufrimientos”.

El proceso de preparación ha sido un ejercicio de escucha. Ejemplo de ello han sido las asambleas territoriales. “He participado en algunas asambleas donde la gran mayoría de los asistentes eran indígenas amazónicos. Ellos han hablado con mucha libertad, no solamente de la problemática que viven, que es urgente y compleja, sino también de sus expectativas y esperanzas… Se ha levantado un gran entusiasmo, porque se consideraban al margen de la sociedad y de la Iglesia católica”.

“Los participantes decían: “Ahora la Iglesia universal y el Papa Francisco se interesan por nosotros. Una persona dijo esta frase que me tocó fuertemente, como experiencia de encarnación de Cristo en la Amazonia. Dijo: recién ahora me siento importante para la Iglesia. No dijo para la sociedad. Este aspecto nos está indicando lo que significa esta preparación”.

Dinámica pre-sinodal

El martes 14 y miércoles 15 de mayo, la Comisión Presinodal se reúne en el Vaticano con el Papa Francisco. De allí saldrá el documento de trabajo. Este documento se pondrá en manos de las conferencias episcopales para que organicen eventos para reflexionar y discutir el contenido. Los obispos, al venir al Sínodo, serán portadores “de la riqueza de las respuestas y de las inquietudes que las comunidades hagan llegar”.

Temores y esperanzas

El Cardenal Barreto afirma que “hay miedos y temores”. Para él, esto tiene su origen en la falta de comprensión que tiene la Iglesia y la humanidad sobre esta experiencia sinodal sobre la Amazonia”. Considera que a veces esta falta de comprensión se expresa a partir de la distancia que se experimenta con la Amazonia, con preguntas como: ¿Qué tengo que ver yo, que vivo en la costa con la Amazonia? ¿Qué tengo que ver con la Amazonía yo, que vivo en España?

Barreto continúa: “Cuando el Papa dice que la Iglesia debe tener un rostro indígena, un rostro amazónico, no podemos entender esto de una manera literal, No se trata de vivir como, sino de aprender, que es distinto, a vivir en armonía con la trascendencia, con Dios y con la naturaleza y, por otro lado, y esto lo dice el Papa en la Laudato Si, un camino de salida ante el problema tecnocrático, consumista que vivimos”. Esa salida es “la vida sobria que las comunidades indígenas viven”. Finalizó insistiendo en que experimenta más esperanzas que temores.

Trascendencia y rostro amazónico

El Cardenal afirmó: “Tener un rostro amazónico como Iglesia es cuidar mucho la trascendencia. Los indígenas están inmersos en esa creación que les trasciende, que es mucho más que ellos. Ellos se consideran administradores de los bienes de la creación. Y esto la Iglesia lo tiene que aprender” … “Somos administradores, no somos dominadores, no somos propietarios. Si vivimos así, nuestra vida social cambia. No hay oportunidad para la autosuficiencia”.

Universalizar el amor, escuchar la diferencia

Para el Cardenal Barreto “esta es una prueba decisiva para la Iglesia, para mirar desde lo local, desde la encarnación de Cristo en una cultura concreta y que se universaliza en el amor. El amor abre horizontes”. La respuesta no se dará desde el poder o desde la alta intelectualidad, sino desde el servicio. Esto es esperanzador, porque nos hace “auténticos administradores de los bienes de la creación”.


Deja un comentario

Brasil. Triple asesinato en la Amazonia. Se investiga?

BRASIL – Dilma Ferreira Silva, la primera activista social asesinada en la Amazonía en 2019

jueves, 28 marzo 2019
cpt

Dilma Ferreira Silva, la primera activista social asesinada en la Amazonía en 2019

Tucurui (Agencia Fides) – Una “investigación rápida del crimen” y la implementación de “medidas de seguridad para personas dañadas por la construcción de represas en todo Brasil” son las solicitudes contenidas en el comunicado del Movimiento dos Atingidos por Barragens (MAB, Movimiento de Dañado por las represas) , también firmado por otros organismos para la defensa de los derechos humanos, incluida la Comisión para la Pastoral de las Tierras (CPT) de la Conferencia Episcopal de Brasil.
El texto, enviado a Fides, informa el asesinato, el 22 de marzo, de Dilma Ferreira da Silva, líder del MAB, asesinada junto con su esposo y un amigo de la familia, en Tucuruí, en el estado de Pará. Las tres personas fueron amordazadas, brutalmente torturadas y apuñaladas hasta la muerte. “El asesinato de Dilma es otro momento triste en la historia de las personas afectadas por la construcción de las represas, que en ese día celebraron el Día Internacional del Agua”, se lee en los comentarios del MAB en sus redes sociales.
Como dirigente del MAB, Dilma Ferreira Silva, de 45 años, trabajaba para una política nacional que garantizaba los derechos de las personas dañadas por las represas. A fines de la década de 1970, durante la construcción de la planta hidroeléctrica de Tucuru (la más grande de Brasil), Dilma fue una de las aproximadamente 30,000 familias obligadas a abandonar su hogar debido al proyecto. En 2011, Dilma Ferreira presentó una propuesta a la presidenta Dilma Rousseff para que se aprobara una ley específica para las personas que habían recibido daños debido a la construcción de represas. Ella fue una testigo especial porque creció en esa área, ya que la gran represa de Tucuruí había invadido las tierras de su gente 30 años antes. Desde entonces, Dilma no había dejado de trabajar para detener la explotación del río Tocantins, en detrimento de los derechos de la naturaleza y de las personas que vivían gracias al río y alrededor del río.
Aunque la Secretaría de Seguridad Pública de Pará afirma que la Policía Civil ha organizado un grupo de trabajo para investigar el triple asesinato, “hasta ahora no es posible definir una línea de investigación de este delito”, dice la nota del MAB. La Comisión para la Pastoral de las Tierras (CPT) ha informado que se sabe que el lugar donde se encontraron las víctimas tiene antecedentes de conflictos y ha sido el escenario de numerosos enfrentamientos. Los asesinatos podrían por lo tanto ser fácilmente vinculados a conflictos agrarios. Según el CPT, la líder social es la primera activista asesinada en el Amazonas en 2019. Hace unos días recordamos la tragedia del pasado enero, de la presa de Brumadinho, en la que murieron 300 personas y otros 14 millones están sufriendo los efectos negativos. de agua contaminada. Varias organizaciones informan que en Brasil hay otras 45 represas que están a punto de sucumbir por varios motivos, con todas las consecuencias que se pueden esperar.
(CE) (Agencia Fides, 28/03/2019)


Deja un comentario

El próximo Sínodo sobre la Amazonia es presentado en la FAO de Roma.

Región Amazónica Región Amazónica   (AFP or licensors)

Card. Baldisseri habla sobre la Amazonía y la importancia de su cuidado

Se lleva a cabo en la sede de la FAO un evento para tratar la Amazonía, los pueblos indígenas y la Laudato si’ del Papa Francisco en vistas al Sínodo de los Obispos que tendrá lugar el próximo mes de octubre.

Mireia Bonilla – Ciudad del Vaticano

La Sede de la FAO en Roma ha acogido en la tarde del 28 de marzo un seminario para tratar sobre “Los pueblos indígenas custodios de la naturaleza: la encíclica Laudato si’ del Papa Francisco y los Objetivos de Desarrollo Sostenible”. Un evento organizado por la Misión de Observación Permanente de la Santa Sede ante las organizaciones de las Naciones Unidas para la alimentación y la agricultura, en colaboración con el Foro de Roma de ONG de inspiración católica.

Entre sus ponentes, destaca la intervención del cardenal Lorenzo Baldisseri, Secretario General del Sínodo de los Obispos, quien ha asegurado que “es fundamental” considerar que la Amazonía es “el foco” del Sínodo de los Obispos que se celebrará en el próximo mes de octubre, puntualizando que “también existen otras “Amazonias” en el mundo con problemas eclesiales y ecológicos similares”, como lo son “las regiones relacionadas con el sistema de acuíferos guaraní, el corredor biológico de América Central, la cuenca del Congo o los bosques tropicales de Asia y el Pacífico”.

Región panamazónica: un pulmón del planeta Tierra

Baldisseri ha aprovechado la ocasión para poner en evidencia algunos datos fundamentales que constituyen la región panamazónica, asegurando que tiene una superficie de “aproximadamente 7 millones y medio de kilómetros cuadrados”,los cuales corresponden – ha dicho – “al 40% de América del Sur y al 5% de la superficie de la Tierra”. Además, ha asegurado que “se extiende en 9 países o territorios: Bolivia, Brasil, Colombia, Ecuador, Guyana, Perú, Venezuela, Suriname y Guyana Francesa” y que la selva amazónica “cubre más o menos 5 millones y 300 mil kilómetros cuadrados; que corresponde aproximadamente al 40% de los bosques tropicales de toda la tierra”. Igualemente ha evidenciado que dicha zona “contiene alrededor del 20% de la disponibilidad mundial de agua dulce no congelada” y su cuenca “alberga alrededor del 30% de todas las especies de fauna y flora del mundo”. Por último ha señalado que “alrededor de 33 millones de personas viven en esta vasta región y entre ellos está la presencia de unos tres millones de indígenas, que representan a casi 390 pueblos y nacionalidades diferentes. Se hablan 240 idiomas, pertenecientes a 49 familias lingüísticas”.

Un Sínodo especial por la Amazonía

La Asamblea Especial del Sínodo de los Obispos se celebrará en Roma del 6 al 27 del próximo mes de octubre bajo el tema: “Amazonía: nuevos caminos para la Iglesia y para una ecología integral”. Fue el mismo Papa Francisco quien lo anunció durante el Ángelus del domingo 15 de octubre de 2017 y donde declaró que había tomado esta decisión “aceptando el deseo de algunas Conferencias Episcopales de América Latina, así como la voz de diferentes Pastores y fieles de otras partes del mundo”.

Aunque también aclaró – asegura Baldisseri – que “el propósito principal de esta convocatoria es identificar nuevas vías para la evangelización de esa parte del Pueblo de Dios, especialmente de los indígenas, a menudo olvidados y sin la perspectiva de un futuro sereno, también debido a la crisis de la foresta Amazónica, pulmón de vital importancia para nuestro planeta”. En este sentido, el cardenal se para en la expresión: “especialmente para los pueblos indígenas”, asegurando que es ahí donde se comprende bien la atención que el Papa Francisco desea prestar a las comunidades indígenas de esa inmensa región.

Propuestas del Sínodo

Durante su ponencia, el Secretario General también ha hablado de las propuestas que presenta el Sínodo. La primera es “identificar nuevos caminos para el anuncio del Evangelio de Jesucristo por parte de la Iglesia y también para una ecología integral que respete la belleza de la creación y la dignidad de las personas”. La segunda y en relación con la transmisión del Evangelio, “prestar atención a la formación cristiana y a las diversas expresiones de piedad popular; la promoción de la vida sacramental y litúrgica de las comunidades locales y la profundización del problema del ministerio”. Y en tercer lugar, propone – en aspectos de ecología integral – “no limitarse a mirar la “naturaleza” y sus cuestiones, sino comprender claramente las dimensiones humanas y sociales”. Y cuando dice “integral” – explica – “significa precisamente esto: basar la ecología como una realidad general de nuestro mundo, en la que está todo conectado, la naturaleza, el hombre y Dios el creador para nosotros los cristianos”.

Pueblos indígenas: trabajadores incansables de nuestra casa común

Al final de su intervención, Baldisseri aseguró que el Sínodo, a lo largo de su proceso, “considera a los pueblos indígenas de la Amazonia como interlocutores que, al confiar en sus riquezas culturales y espirituales y en su sabiduría ancestral, trabajan incansablemente por el cuidado de la Casa Común”, además de “participar en la construcción de una Iglesia en cuyo rostro brilla el rostro de Jesucristo”. “Estoy seguro – ha concluido – de que de esta manera podrán convertirse en sujetos activos de una historia que contribuya a la escritura y no a objetos pasivos de proyectos fabricados por otros”.


Deja un comentario

En preparación del sínodo sobre la Amazonia. Comunicado

COLOMBIACOLOMBIA  (AFP or licensors)

Comunicado Hacia el Sínodo para la Amazonía: dimensión regional y universal

Promovido por la Secretaría General del Sínodo de los Obispos, del 25 al 27 de febrero de 2019 se celebró en el Vaticano, un seminario de estudios sobre el tema: “Hacia el Sínodo Especial para la Amazonia: dimensión regional y universal”, con vistas a la Asamblea Especial prevista para el próximo mes de octubre sobre “Amazonia: nuevos caminos para la Iglesia y para una ecología integral”.

Ciudad del Vaticano

Alrededor de 80 personas participaron en el seminario, entre ellos los Presidentes de las 7 Conferencias Episcopales de la Amazonía -Antillas, Bolivia, Brasil, Colombia, Ecuador, Perú y Venezuela-, algunos Jefes de Departamento de la Curia Romana, la Presidencia de la Red Eclesial Panamazónica (REPAM), obispos, sacerdotes, religiosos y religiosas, laicas y laicos, y personas oriundos de la Amazonía y de otras zonas geográficas.

El primer día se examinaron algunos aspectos eclesiales y pastorales a la luz de la Exhortación Apostólica Evangelii Gaudium; el segundo día se abordaron cuestiones relacionadas con la promoción de la ecología integral en el horizonte de la Encíclica Laudato si. Después de cada una de estas ponencias, se presentaron los dos temas principales: La misión de la Iglesia en la Amazonía a la luz de Evangelii gaudium y Ecología Integral en la Amazonía a la luz de Laudato si. Las comunicaciones aportaron profundidad, así como el  debate permitió a los participantes intervenir para enriquecer la reflexión común.

Las intervenciones permitieron tener una visión general de las necesidades urgentes de la Amazonía y de la Iglesia que vive y trabaja en ese inmenso territorio. De esta manera, las contribuciones de este seminario serán un valioso aporte al proceso sinodal en curso. De hecho, el Seminario ofreció un conocimiento sólido con vistas al Sínodo, que promete ser una reflexión pastoral abierta al reconocimiento de la diversidad, en la escucha de la realidad amazónica con todas sus facetas culturales y eclesiales.

La imagen de una Iglesia valiente en el anuncio del Evangelio y en la defensa de la Creación y de los pueblos indígenas, es el horizonte hacia el cual los Padres sinodales, reunidos con Pedro y bajo Pedro, se proponen compartir una experiencia de comunión fraterna, colegialidad y sinodalidad.


Deja un comentario

El próximo sínodo sobre la Amazonia. La voz de una indígena

Sínodo Panamazónico, la voz a los protagonistas: “Están matando el planeta”

En el marco del Seminario de Estudio en preparación al próximo Sínodo del mes de octubre, titulado: “Hacia el Sínodo Especial para la Amazonía: dimensión regional y universal”, Vatican News recogió el testimonio de Yesica Patiachi, representante de una de las Comunidades indígenas de la Amazonía peruana presente en este camino sinodal.

Renato Martinez – Ciudad del Vaticano

“Nuestra casa común está siendo depredada, explotada y junto a ella, se está destruyendo a los pueblos indígenas que vivimos en la Amazonía, si queremos salvar el planeta, tenemos que cambiar el concepto de desarrollo que no siempre es extraer, ni mucho menos asistencialismo, sino la clave está en educar”, lo dijo Yesica Patiachi Tayori, docente bilingüe del pueblo indígena Harakbut, en Madre de Dios, miembro de la Pastoral Indígena del Vicariato Apostólico de Puerto Maldonado, Perú; invitada por la Secretaria del Sínodo para los Obispos a participar en el Seminario de Estudio: “Hacia el Sínodo Especial para la Amazonía: dimensión regional y universal”.

Un pueblo indígena presente en el Sínodo

Durante los tres días de reflexión sobre la dimensión regional y universal de la Amazonía, Yesica pudo compartir, hacer llegar sus aportes y sobre todo dar su testimonio en este camino de preparación al Sínodo de los Obispos para la Región Panamazónica. “Estoy muy contenta de estar aquí – señaló la representante de Puerto Maldonado refiriéndose al Seminario de Estudio – porque es la primera vez que un pueblo indígena está presente en este tipo de eventos. Desde septiembre de 2017, fechan en la que supimos que el Papa Francisco iba a visitar el Perú, mi comunidad le escribió una carta, en ella le contamos toda la problemática que estaba pasando la Amazonía, eso se vio resumido en el discurso que dimos ante el Papa en enero de 2018, cuando el Pontífice llegó a Puerto Maldonado”.

¡El planeta se está destruyendo!

Lo que tenemos en común y nos une al Papa, señaló Yesica Patiachi, es que “todos seamos conscientes de que el planeta se está destruyendo, esto lo experimentamos más los pueblos indígenas, porque nos encontramos en la Amazonía, en nuestra casa, y ella – la Amazonía – viene a ser no sólo el ‘pulmón del mundo’, sino el ‘corazón de la humanidad’. Están destruyendo la Amazonía aquellos que vienen a depredar a causa del consumismo, del querer tener cada vez más, y no ven que en la Amazonía existimos los pueblos indígenas, además de las plantas, los animales y tanta biodiversidad existimos nosotros, los pueblos indígenas en toda la Amazonía”. La riqueza de nuestra tierras – afirma Yesica refiriéndose a Madre de Dios – su naturaleza, su biodiversidad, sus minerales han captado la atención de invasores y empresas transnacionales y extractivistas que han invadido estos territorios con el visto bueno del Estado”.

Un doble discurso, incoherente

Haciendo mención de que este año ha sido declarado el Año Internacional de los Pueblos Indígenas, Yesica Patiachi dijo que, existe incoherencia por parte de las Autoridades sobre este tema, ya que de una parte hablan de la riqueza de las lenguas indígenas, de la cultura y de la necesidad de cuidarlas y protegerlas; y de otro lado el Estado los vulnera a estas poblaciones dando concesiones petroleras, madereras, mineras que afectan directamente a los pueblos indígenas, por este motivo – precisa Yesica – es un doble discurso incoherente por parte del Estado, vulneran la lengua, las costumbres, su identidad, los recursos naturales, minerales, la flora y la fauna de estos pueblos. Y cuando muere una lengua, muere toda una sabiduría, todo un pueblo con todo lo que lleva en conocimientos y experiencia”.

Buscar una solución integral

Con este Seminario de preparación al Sínodo y con el mismo Sínodo de octubre, “no queremos que quede en un discurso bonito, sino que se reflexione como estamos tratando la Amazonía, como estamos matando nuestra casa común, y nuestra preocupación como pueblos indígenas es este, el de ver que nuestra tierra está muriendo. En este Seminario ha habido muchos aportes y experiencias, es un primer paso que se dio, seguramente no se va a solucionar este problema, pero ahora nos queda hacer propuestas para llevarlos a la acción y buscar soluciones para salvar la Amazonía. Hay que quitarse de la mente que los pueblos indígenas son como una muestra de la historia que están en una vitrina, en los montes y selvas, no podemos vivir en los montes si destruyen la biodiversidad”.

Photogallery