Loiola XXI

Lugar de encuentro abierto a seguidor@s de S. Ignacio de Loyola esperando construir un mundo mejor


Deja un comentario

Kurdistán: una mujer en peligro de ser condenada a cadena perpetua.

IRAK: JUSTICIA PARA MUJER TORTURADA POR EL ESTADO ISLÁMICO Y POR EL GOBIERNO KURDO

Retrato de Bassema Darwish

Bassema Darwish © Particular (Familia Darwish)

Bassema Darwish es una de las miles de mujeres yazidíes secuestradas por el Estado Islámico en Irak y convertidas en esclavas sexuales. Ahora está detenida en una cárcel del Gobierno Regional del Kurdistán, que también la ha torturado y la acusa de terrorismo.

Bassema vivió un auténtico suplicio a manos del Estado Islámico, que ha convertido a miles de  mujeres y niñas de la minoría yazidí en cautivas; han sido violadas, torturadas, vendidas y regaladas. A muchas las han obligado a presenciar el asesinato de sus familiares varones, las han separado a la fuerza de sus hijos y las han obligado a convertirse al islam.

La toma por las fuerzas kurdas (peshmerga) de la ciudad donde estaba secuestrada no significó la liberación de Bassema, sino el inicio de un nuevo suplicio. Bassema no informó a los pershmerga de que en la casa donde iban a entrar había combatientes del Estado Islámico y en la acción murieron tres soldados kurdos. El Gobierno Regional del Kurdistán consideró a Bassema  responsable de esas muertes y la detuvo.

De eso hace ya más de dos años. Todo apunta a que al inicio de la reclusión Bassema fue azotada con cables, amenazada con ser violada, obligada a permanecer atada debajo de una escalera durante días y sometida a otros abusos. También le hicieron firmar unos documentos bajo coacción y con los ojos vendados. Todo ello cuando se encontraba en avanzado estado de gestación; su hija nacería poco después y sigue con ella en la cárcel.

Acusada formalmente en aplicación de la Ley Antiterrorista, Bassema será juzgada el próximo 21 de febrero. Si es declarada culpable podría ser condenada a cadena perpetua.

Pide a las autoridades kurdas justicia para Bassema Darwish.


Deja un comentario

Homilía del Papa sobre la mujer.

 

 

PapamicrófonoHomilía del Papa: sin la mujer no habría armonía en el mundo
1

16

Imprimir
2017-02-09 Radio Vaticana
0:00
/ 5:21

(RV).- «Explotar a una mujer es destruir la armonía que Dios ha querido dar al mundo», señaló el Papa Francisco, en su homilía en la Misa matutina, en la Casa de Santa Marta. Con la Palabra de Dios, del jueves de la V semana del Tiempo Ordinario, el Papa prosiguió sus reflexiones sobre la Creación y las lecturas del Libro del Génesis.

Sin la mujer no hay armonía

El Señor había plasmado todos los animales, pero el hombre no encontraba en ellos una compañía adecuada, «estaba solo». Entonces el Señor le sacó una costilla y formó a la mujer, que el hombre reconoció como carne de su carne. «Pero, antes de verla, la había soñado», «para comprender a una mujer, antes hay que soñarla», dijo el Santo Padre e hizo hincapié en la riqueza de la armonía que la mujer aporta a la Creación:

«Cuando falta la mujer, falta la armonía. Solemos decir, hablando, ‘ésta es una sociedad con una marcada actitud masculina ¿no? Falta la mujer. ‘Sí, sí: la mujer está para lavar los platos, para hacer…’ No, no, no: la mujer está para traer armonía. Sin la mujer no hay armonía. No son iguales, no son uno superior al otro: no. Sólo que el hombre no trae armonía: es ella. Es ella la que trae esa armonía que nos enseña a acariciar, a amar con ternura y que hace del mundo una cosa bella».

Explotar a las personas es un crimen de lesa humanidad, explotar a una mujer es más: es destruir la armonía

Con la armonía, la mujer trae la capacidad de enamorarse, dijo también el Papa, contando que en una audiencia, mientras saludaba a la gente, le preguntó a una pareja que celebraba 60 años de matrimonio, quién de los dos había tenido más paciencia:

«Y ellos me miraban, se miraban a los ojos, nunca olvidaré esos ojos. Luego volvieron y me dijeron, los dos juntos: ‘estamos enamorados’. Después de 60 años, esto significa una sola carne. Y esto es lo que trae la mujer: la capacidad de enamorarse. La armonía al mundo. Tantas veces, oímos: ‘No, es necesario que en esta sociedad, en esta institución, que aquí haya una mujer para que haga esto, haga estas cosas…’ No, no, no, no: la funcionalidad no es el objetivo de la mujer. Es verdad que la mujer tiene que hacer cosas, y hace – como todos hacemos – cosas. El objetivo de la mujer es brindar la armonía y sin la mujer no hay armonía en el mundo. Explotar a las personas es un crimen de lesa humanidad, es verdad. Pero explotar a una mujer es más: es destruir la armonía que Dios ha querido dar al mundo. Es destruir».

Con el Evangelio de Marcos (7,24-30), que habla de la mujer fenicia de Siria, y de su valentía como madre, pidiendo al Señor por su hija, el Papa dijo que le gusta pensar que Dios creó a la mujer para que todos tuviéramos una madre:

«Éste es el gran don de Dios: nos ha dado a la mujer. Y, en el Evangelio, escuchamos de qué es capaz una mujer ¿eh?: es valiente, esa ¿eh? Ha ido adelante con valentía. Pero es más, es más: la mujer es la armonía, es la poesía, es la belleza. Sin ella el mundo no sería tan bello, no sería armonioso. Y me gusta pensar – pero es algo personal – que Dios ha creado a la mujer para que todos nosotros tuviéramos una madre».


Deja un comentario

La mujer y su valentía. El Papa en la audiencia general de hoy 25 enero.

El Papa destacó la valentía y esperanza que dan las mujeres en tiempos difíciles

Miercoles 25 Ene 2017 | 08:21 am

Ciudad del Vaticano (AICA):

“Las mujeres son más valientes que los hombres”, expresó el papa Francisco esta mañana en la audiencia general que celebró ante miles de fieles en el Aula Pablo VI. El pontífice, continuando sus meditaciones sobre la esperanza en las Sagradas Escrituras, hoy reflexionó sobre la historia de Judit.

Francisco puso de manifiesto la valentía de las mujeres que en tiempos duros para cualquier pueblo ellas aportan esperanza y destacó a las que, a veces humildes y tachadas de ignorantes, pero llenas de fe, de valor son capaces de orientar a los hombres y mujeres de su tiempo, que se enfrentan a una situación desesperada.

“El Libro bíblico que revela el nombre de Judit narra la imponente campaña militar del rey Nabucodonosor, el cual, reinando en Nínive, amplía los confines de su imperio sometiendo y esclavizando a todos los pueblos de su entorno. El lector entiende que se encuentra delante de un grandísimo enemigo invencible que está repartiendo muerte y destrucción, y que llega hasta la Tierra Prometida, situando a los hijos de Israel ante un peligro muy serio”.

“El ejército de Nabucodonosor –continuó–, bajo la guía del general Holofernes, asedia una ciudad de Judea, Betulia, corta el suministro de agua y mina la resistencia de la población. La situación era dramática, hasta el punto de que los habitantes de la ciudad se rebelaron contra los ancianos pidiéndoles que se rindieran a los enemigos”.

“El fin parece inevitable, la capacidad de confiar en Dios se ha agotado y, paradójicamente, parece que, para escapar de la muerte, no queda más remedio que entregarse a las manos de los asesinos”.

Sin embargo, Francisco narró cómo “delante de tanta desesperación, el jefe del pueblo intenta llevar una última luz de esperanza: resistir todavía cinco días más, esperando la intervención salvífica de Dios. Pero se trata de una esperanza débil. En realidad, nadie, entre el pueblo, es ya capaz de esperar. En medio de este contexto aparece en escena Judit. Una viuda, una mujer de gran belleza y sabiduría que habla a las personas con el lenguaje de la fe”, pide al pueblo que no pongan a prueba al Señor.

El Papa concluyó: “Con la fuerza de un profeta, Judit convence a los hombres de su pueblo para llevarlos de vuelta a la fe en Dios. Con la mirada de un profeta, ve más allá del estrecho horizonte propuesto por los líderes y que el miedo convertía aún en más limitado. El Señor es el Dios de la salvación, sea cual sea la forma que adopta. La salvación está libre de enemigos y nos trae la vida, pero en sus planes impenetrables puede haber salvación también en la muerte”.

El personaje bíblico de Judit “nos muestra a una mujer llena de fe y de valor, capaz de orientar a los hombres y mujeres de su tiempo”, que “se enfrentaban a una situación límite y desesperada, hacia la verdadera esperanza en Dios”, dijo el Santo Padre en sus palabras en español y señaló que “ante las situaciones difíciles y dolorosas”, “el camino a seguir es el de la confianza en Dios”, y “nos invita a recorrerlo con paz, oración y obediencia”. Haciendo todo lo que esté en nuestra mano para superar estas situaciones, pero reconociendo siempre y en todo la voluntad del Señor.

“No pongamos nunca condiciones a Dios y dejemos, por el contrario, que la esperanza derrote a nuestros temores”, indicó. “Fiarse de Dios quiere decir entrar en sus planes sin ninguna pretensión, incluso aceptando que su salvación y su ayuda nos lleguen de una forma diferente a nuestras expectativas”.

Continuando con la figura de Judit, el Santo Padre subrayó que como ella, “tenemos que mirar más allá de las cosas del aquí y el ahora”, y “descubrir que Dios es un Padre bueno que sabe todo lo que nos hace falta mejor que nosotros mismos”.

“Nosotros pedimos al Señor vida, salud, afecto, felicidad, y es justo hacerlo, pero siendo conscientes de que Dios trae vida incluso de la muerte, que se puede experimentar la paz incluso en la enfermedad, y que nos puede dar serenidad también en la soledad, y felicidad en el llanto. Nosotros no somos quiénes para decirle al Señor lo que debe hacer, incluido aquello de lo que tengamos necesidad. Él lo sabe mejor que nosotros, y debemos fiarnos, porque su camino y su pensamiento son diferentes a los nuestros”.

Nosotros podemos pedirle todo lo que necesitemos, reiteró Francisco, pero “siempre con la humildad necesaria para reconocer su voluntad y entrar en sus designios”, aunque a veces “no coincidan con los nuestros”, “pues Él es el único que con su amor puede sacar vida incluso de la muerte, conceder paz en la enfermedad, serenidad en la soledad y consuelo en el llanto”.+


Deja un comentario

ONU pide incremento de financiación de iniciativas contra la violencia a las mujeres.

ONU pide incrementar financiación de iniciativas que favorezcan la eliminación de la violencia contra mujeres

Lagrimas Silenciosas. Foto Belinda Mason. “La violencia contra las mujeres y las niñas es una violación de los derechos humanos, una pandemia de salud pública y un serio obstáculo para el desarrollo sostenible” Ban Ki-moon.

 25 de noviembre, 2016 — El Secretario General de la ONU recordó este hoy que la violencia contra las mujeres es una clara violación de los derechos humanos y representa una pandemia de salud pública a pesar de que existe una mayor concienciación sobre ese flagelo a nivel mundial.

En su mensaje por el Día Internacional dedicado a alertar sobre ese abuso, Ban Ki-moon recordó que este afecta tanto a la esfera personal en materia laboral, económica y de salud como a toda la sociedad en conjunto.

Añadió que provoca la disminución de los niveles de productividad en las empresas y mina los recursos de los servicios sociales, de los sistemas de justicia y de los organismos de salud.

El Titular de la ONU resaltó además que la violencia doméstica continúa siendo un problema común agravado por el hecho de la impunidad con la que se cometen esos delitos.

Ante la constante falta de financiación que sufren las iniciativas de apoyo a las mujeres, Ban exhortó a los gobiernes y líderes mundiales a incrementar las partidas en sus presupuestos nacionales en beneficio de esas causas y también les instó a cooperar con organismos de Naciones Unidas como ONU Mujeres.

Asimismo, en el marco de la campaña de la ONU, Únete para poner fin a la violencia contra la mujer, este año se insta “a pintar el mundo de naranja”.

El evento tendrá 16 días de duración y busca concienciar y movilizar al público en actividades que logren movilizar contra esta violación de los derechos humanos.

Por su parte, la Unión Interparlamentaria (UIP) lanzó una herramienta de autoevaluación para esas cámaras cuyo objetivo es sentar las bases para evaluar la igualdad de representación de la mujer en el parlamento y buscar las herramientas para transformar los parlamentos en instituciones sensibles a los problemas de género.


Deja un comentario

Violencia de género: jornada anual el 25 de nov. Cifras.

ONU insta a aumentar los fondos destinados a luchar contra la violencia de género

Marcha contra la violencia de género en Brasilia. Foto de archivo: PNUD/Tiago Zenero

21 de noviembre, 2016 — En algunos países, al menos el 70% de las mujeres reporta haber sido víctima de violencia física o sexual por parte de su pareja.

La agresión ejercida por la pareja en ciertas partes del mundo desemboca en el 40 y hasta el 70% de los asesinatos de mujeres, lamentó Naciones Unidas.

Son datos terribles que ha dado a conocer ONU Mujeres. El organismo subrayó además que la violencia genera gastos médicos y costos judiciales, teniendo un gran impacto en los presupuestos nacionales y el ingreso de los hogares por la pérdida del empleo o la productividad de la mujer afectada.

Por esa razón, la campaña anual de 16 días de activismo en contra la violencia de género eligió este año como tema central la importancia de recaudar dinero para acciones destinadas a combatir ese flagelo.

La campaña empieza cada 25 de noviembre, coincidiendo con el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, y se extiende hasta el 10 de diciembre, Día de los Derechos Humanos.

Para apoyar la iniciativa, la ONU celebró este lunes un evento que contó con la presencia del Secretario General, Ban Ki-moon, quien lamentó que los recursos dedicados a esta cuestión sigan siendo insuficientes.

“Llamo a los Gobiernos a mostrar su compromiso aumentando drásticamente los gastos nacionales en todas las áreas afectadas, incluido el apoyo a los movimientos de mujeres y las organizaciones de la sociedad civil. También animo a los líderes mundiales a contribuir con ONU Mujeres y el Fondo Fiduciario para Eliminar la Violencia contra la Mujer. Pido además que hagan su parte el sector privado, el filantrópico y los ciudadanos en general”, dijo Ban en su discurso.

Por su parte, la directora ejecutiva de ONU Mujeres, Phumzile Mlambo-Ngcuka, destacó la importancia de movilizar acciones en este campo.

“En muchos países las leyes todavía siguen siendo inadecuadas, la policía no se interesa en atender estos casos, no hay refugios ni apoyo de salud y el sistema judicial es inalcanzable, caro y sesgado en contra de las mujeres y a favor de los perpetradores.
Cambiar estos elementos tiene un costo y el precio de no hacer nada es inaceptable”, enfatizó la alta funcionaria.

Mlambo-Ngcuka subrayó que la lucha contra la violencia doméstica genera réditos que superan con creces lo invertido.

Puso como ejemplo un programa en Timor Leste para proveer por tres años servicios esenciales para mujeres afectadas por violencia que ni siquiera costó el 1% del Producto Interno Bruto del país, pero tuvo un impacto significativo en la vida de esas personas.

La campaña de Naciones Unidas de los 16 días de activismo también invita a pintar el mundo de naranja durante ese periodo, ya sea usando algo de ese color o iluminando edificios icónicos.


Deja un comentario

En ayuda de las mujeres y las adolescentes

Día Mundial de Población: ONU exhorta a invertir en el derecho a la salud de las adolescentes

En el Día Mundial de Población, la ONU llamó a promover el derecho de las niñas y adolescentes a la salud. Foto: Scott Wallace/Banco Mundial

11 de julio, 2016 — Las mujeres y las adolescentes afrontan grandes riesgos de abusos, explotación sexual y violencia, así como de ser forzadas al matrimonio durante situaciones de conflicto y desastres naturales, indicó hoy el Fondo de Población de Naciones Unidas (UNFPA).

En un mensaje con motivo del Día Mundial de la Población, el director ejecutivo de esa agencia de la ONU, Babatunde Osotimehin, llamó a la comunidad internacional a redoblar los esfuerzos para proteger los derechos a la salud de ese colectivo.

La fecha hace énfasis este año en la situación de vulnerabilidad de las mujeres y las niñas en los casos de emergencia. Destaca las dificultades que afrontan, incluso al acabar las crisis, ya que muchas sobrevivientes quedan como jefas de hogar y se encargan solas del cuidado de sus hijos.

Deben sobreponerse a enormes obstáculos para satisfacer las necesidades de salud de sus niños y cargan con el mayor peso en la etapa de reconstrucción, explicó el UNFPA.

El Secretario General de la ONU, por su parte, emitió un comunicado en el que urgió a los gobiernos, al sector de los negocios y a la sociedad civil a apoyar las inversiones en las niñas y las adolescentes.

Este también fue el pedido a nivel de América Latina y el Caribe.

El director regional del UNFPA, Esteban Caballero, señaló que los países de la región todavía no consideran importante invertir en la salud sexual y reproductiva de esa población, como un eje fundamental del desarrollo integral.

“Esto se refleja en la carencia de programas de educación para la sexualidad amplios, de calidad. Por otro lado, en la falta de servicios diferenciados o amigables para adolescentes en los servicios de salud sexual y reproductiva”, señaló.

Caballero subrayó que todavía existen prejuicios culturales y tabúes que impiden que se aborde el tema con mayor profundidad.

Según datos del Fondo de Población, América Latina y el Caribe tienen la segunda tasa más alta del mundo de embarazos en adolescentes y se estima que casi el 18% de los nacimientos corresponden a mujeres menores de 20 años de edad.


Deja un comentario

La personalidad de la mujer y el Papa Francisco.

ANSA

«Debemos dar valor a las esposas y a las madres, no clericalizarlas»

40
0
13/05/2016
ANDREA TORNIELLI
CIUDAD DEL VATICANO
La disponibilidad para profundizar el tema de las diaconisas que manifestó ayer Papa Francisco durante el diálogo con las religiosas está en sintonía con todo lo que ha afirmado en varias ocasiones durante estos primeros tres años de Pontificado sobre el valor que hay quedar a las mujeres en la Iglesia. No hay que olvidar, en primer lugar, la influencia significativa que ejerció sobre Jorge Mario Bergoglio su abuela Rosa Vasallo, a la que el Papa ha citado en repetidas ocasiones para explicar lo e le enseñó en materia de fe y devoción. «Son las mamás y las abuelas» las que transmiten la fe, repitió Francisco, «una mujer nos ha traído a Jesús.Él quiso tener una madre: también el don de la fe pasa por las mujeres».

Papa Francisco pronunció el mensaje más fuerte sobre el papel de las mujeres en la Iglesia dialogando con los periodistas al volver de Río de Janeiro, en julio de 2013. «Una Iglesia sin las mujeres –dijo en esa ocasión– es como el colegio apostólico sin María. El papel de la mujer en la Iglesia no es solo la maternidad, sino que es más fuerte: ¡es justamente el ícono de la Virgen el que ayuda a crecer a la Iglesia! Imagínense, la Virgen es más importante que los apóstoles. La Iglesia es femenina: es esposa, es madre. el papel de la mujer en la Iglesia no sólo debe acabar como mamá, como trabajadora… ¡No! ¡Es otra cosa! No se puede concebir una Iglesia sin mujeres, sino con mujeres activas, con su perfil».

«Nosotros —añadió— no hemos hecho todavía una profunda teología de la mujer, en la Iglesia. Solo puede ser monaguillo, leer la lectura, presidir la Cáritas. Pero ¡Hay más!». Claro, el Papa también había insistido en el «no» definitivo pronunciado por Juan Pablo II sobre la posibilidad de las mujeres sacerdote: «Esa puerta está cerrada. Pero lo dije y lo repito. La Virgen, María, era más importante que los apóstoles obispos y que los diáconos sacerdotes. La mujer, en la Iglesia, es más importante que los obispos y que los sacerdotes».

En la exhortación apostólica «Evangelii gaudium», documento programático de su Pontificado, Francisco subrayó: «La Iglesia reconoce el indispensable aporte de la mujer en la sociedad, con una sensibilidad, una intuición y unas capacidades peculiares que suelen ser más propias de las mujeres que de los varones. Por ejemplo, la especial atención femenina hacia los otros».

«Todavía es necesario —reconoció el Papa— ampliar los espacios para una presencia femenina más incisiva en la Iglesia. Porque ‘el genio femenino es necesario en todas las expresiones de la vida social; por ello, se ha de garantizar la presencia de las mujeres también en el ámbito laboral’ y en los diversos lugares donde se toman las decisiones importantes, tanto en la Iglesia como en las estructuras sociales. Las reivindicaciones de los legítimos derechos de las mujeres, a partir de la firme convicción de que varón y mujer tienen la misma dignidad, plantean a la Iglesia profundas preguntas que la desafían y que no se pueden eludir superficialmente».

«El Papa es un hombre, tiene necesidad incluso del pensamiento de las mujeres y también el Papa tiene un corazón que puede tener una amistad sana, santa con una mujer, —dijo en febrero durante el vuelo de regreso de México.. Hay santos amigos: Francisco y Clara, Teresa y san Juan de la Cruz. Pero las mujeres todavía no están bien consideradas. No hemos entendido el bien que una mujer puede hacer a la vida del sacerdote y de la Iglesia, en un sentido de consejo, de ayuda, de sana amistad».

Un signo concreto de esta atención fue la decisión, que ya había tomado cuando era cardenal en Buenos Aires, de incluir a las mujeres en el ritual del lavatorio del Jueves Santo y de promulgar un cambio en las normas litúrgicas para permitir que se extienda esta práctica a toda la Iglesia. En julio de 2014, en ocasión de los nombramientos de los nuevos miembros de la Comisión teológica internacional, el número de teólogas aumentó de dos a cinco, en un total de treinta. Señales todavía tímidas pero que pretenden dar más valor al universo femenino.

Nota bene: Francisco, a pesar de insistir repetidamente en la necesidad de que la Iglesia dé más espacio a la mujer, siempre ha evitado presentar este enfoque como una forma de «clericalización». «Las mujeres en la Iglesia deben ser valoradas, no clericalizadas», dijo a la prensa al comentar la cuestión sobre las «mujeres cardenales». Palabras significativas que indican la intención de recorrer una vía que no es la de la superposición con los papeles de los hombres.