Loiola XXI

Lugar de encuentro abierto a seguidor@s de S. Ignacio de Loyola esperando construir un mundo mejor


Deja un comentario

Bruselas: conferencia por la paz. Comentario de Amn. Int.

Cómo pueden los ministros y ministras de la Conferencia de Bruselas apoyar la justicia en Siria

Por Leen Hashem, investigadora de Amnistía Internacional, 5 de abril de 2017

Los ministros, ministras y representantes de más de 70 países y organizaciones humanitarias se han dado cita hoy en Bruselas para asistir a la conferencia “Apoyar el futuro de Siria y su región”. El objetivo principal de esta conferencia es recabar fondos y ayuda adicionales para la población siria tanto dentro de Siria como en países adyacentes, y hablar sobre la reconstrucción del país “una vez esté consolidada una transición política verdaderamente integradora”.

Aunque resulta esperanzador que la comunidad internacional se reúna para apoyar a la población siria que, huyendo de la violencia, se ha refugiado en países vecinos de acogida, no hay que olvidar que ésta continúa enfrentándose a graves obstáculos, entre ellos restricciones al acceso a servicios de salud, empleo y medidas de protección. Para garantizar los derechos de la población refugiada siria, es preciso un reparto real de responsabilidades entre la comunidad internacional, que garantice financiación para la protección de la población refugiada e incremente en buena medida las plazas de reasentamiento y otras vías de admisión.

Además del debate de la comunidad internacional sobre la “asistencia posterior al acuerdo” y la reconstrucción de Siria, ésta tiene también otras responsabilidades con la población siria, como la de garantizar justicia y reparaciones a las víctimas de crímenes de guerra y crímenes de lesa humanidad.Actualmente, seis años después del comienzo de la crisis siria, las partes en conflicto continúan cometiendo violaciones y abusos graves de derechos humanos, incluidos crímenes de guerra y crímenes de lesa humanidad. Hasta la fecha, no ha habido justicia para las víctimas. Las fuerzas del gobierno sirio, con el apoyo de Rusia, han atacado y bombardeado a civiles causando miles de muertos y heridos; han impuesto asedios prolongados a zonas civiles; han sometido a decenas de miles de personas a desaparición forzada y a ejecuciones extrajudiciales; y han infligido torturas y otros malos tratos de forma sistemática a personas detenidas, causando incontables muertes bajo custodia. Asimismo, los grupos armados han bombardeado y asediado, de manera indiscriminada, zonas predominantemente civiles y han perpetrado secuestros, torturas y ejecuciones sumarias.Estos crímenes no pueden quedar impunes. Las víctimas y sus familias tienen derecho a verdad, justicia y reparación.


Los Estados y entidades presentes en la Conferencia de Bruselas —y sobre todo los que la presiden, es decir, la Unión Europea, Alemania, Noruega, Kuwait, Qatar y Reino Unido— deben promover la justicia para la población siria, tomando a tal fin las siguientes medidas, entre otras:

  • Garantizar que, en las conversaciones de paz, en las posibles resoluciones políticas y en la asistencia posterior al acuerdo se tenga en cuenta la necesidad de justicia, rendición de cuentas y reparación para las víctimas de crímenes de guerra.
  • Garantizar que los distintos tribunales nacionales puedan ejercer la jurisdicción universal y la ejerzan efectivamente para investigar los crímenes de guerra y los crímenes de lesa humanidad cometidos en Siria.
  • Apoyar el Mecanismo Internacional, Imparcial e Independiente establecido por la Asamblea General de la ONU el 21 de diciembre de 2016 para investigar los crímenes de guerra —de conformidad con el derecho internacional— cometidos en Siria, y colaborar con él.
  • Apoyar y reivindicar públicamente justicia y reparaciones para las víctimas y sus familias, tanto dentro como fuera de Siria.

Si la comunidad internacional no se compromete seriamente con la justicia y la rendición de cuentas en Siria, seguirán impunes los crímenes de derecho internacional perpetrados, y será difícil alcanzar una paz duradera basada en la justicia.


1 comentario

Conferencia de Bruselas sobre el futuro de Siria.

Guterres: Ha llegado “la hora de la verdad” para apoyar a Siria

Conferencia en Bruselas sobre Siria. El Secretario General acompañado de Federica Mogherini, alta representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores. Foto: ONU/ Christophe Verhellen

05 de abril, 2017 — Los horrendos eventos del martes en Siria demuestran que los crímenes de guerra están ocurriendo en ese país y que las leyes humanitarias siguen siendo violadas con frecuencia, afirmó este miércoles el Secretario General de la ONU.

En declaraciones durante la Conferencia de Bruselas sobre el Futuro de Siria, que reúne a cientos de donantes internacionales de la ayuda humanitaria, António Guterres recordó que ha existido una constante demanda de rendición de cuentas ante esos crímenes.

A su vez, dijo Guterres, esos incidentes demuestran la importancia de conferencias como la de Bruselas para lograr consenso internacional y ejercer presión sobre las partes en conflicto.

El objetivo es, dijo el Secretario General, que hagan a un lado sus diferencias y comprendan que existe una necesidad fundamental de poner fin a la horrenda guerra, además de asegurar la implementación de un cese al fuego y conversaciones de paz sustantivas que avancen hacia una solución política.

“Apelo a las partes del conflicto y a todos aquellos con influencia sobre estos, a poner a un lado sus diferencias y entender que esta guerra es antes que nada una inmensa tragedia para el pueblo sirio, además tiene un efecto perjudicial y desestabilizante en toda la región y se está constituyendo en un foco que alimenta la nueva amenaza de un terrorismo global”, dijo.

“Nadie está ganando la guerra”, subrayó Guterres. “Todos la están perdiendo y nos pone en riesgo a todos”, enfatizó.

Naciones Unidas solicita a los donantes reunidos en Bruselas que apoyen el Plan de Respuesta Humanitaria coordinado por la ONU y que fue presentado a principios de este año. Ese Plan pide 3.400 millones de dólares en 2017 para las tareas al interior de Siria y establece cómo trabajarán los diferentes socios humanitarios para ayudar a 13 millones de sirios dentro del país.

Este Plan ha recibido, en lo que va del año, solamente un 49% de los fondos requeridos, y, el plan para los refugiados de la región ha recibido el 62% de financiación.

Dentro de Siria, cuatro de cada cinco personas vive en pobreza, la mitad de ellos en extrema pobreza, recordó Guterres. El Secretario General también explicó que fuera de Siria, la ayuda humanitaria es insuficiente para los refugiados en los países vecinos. Por ejemplo, señaló que más del 90% de los refugiados en campamentos en Jordania vive debajo de la línea de pobreza.

“Esta Conferencia debe señalar la hora de la verdad, cuando la comunidad internacional tome pasos decisivos para aumentar su apoyo a las víctimas del conflicto sirio, y para los países vecinos que proveen un amparo seguro para millones de refugiados”, afirmó Guterres.

El objetivo de la Conferencia, auspiciada por la Unión Europea en conjunto con Naciones Unidas, Gran Bretaña, Alemania, Kuwait, Noruega y Qatar, es recaudar fondos para esta causa y apoyar los esfuerzos para alcanzar una solución política duradera a la guerra.

La prioridad es el pueblo sirio, dijo Moguerini de la UE

La alta representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores, Federica Mogherini sostuvo, por su parte, que aunque parezca ingenuo pretender que la ayuda humanitaria es inservible en estos momentos, millones de sirios que viven gracias a ese apoyo piensan que es algo imperativo.

“Nuestro primer objetivo de trabajo hoy es apoyar a los sirios al interior de Siria y en los países vecinos para ayudar a los sobrevivientes. Las personas necesitadas, como las más vulnerables, los niños y las mujeres, no pueden esperar que la guerra se resuelva. Necesitan nuestra ayuda ahora mismo”, declaró la política italiana.

Mogherini dijo que la Unión Europea pretende seguir siendo el principal donante humanitario y que proporcionará 560 millones de euros en 2018 para Siria, Líbano y Jordania.


Deja un comentario

Negociaciones sobre Siria sin acuerdo.

Las negociaciones sobre Siria concluyen con progresos, pero todavía sin acuerdo

Staffan de Mistura, Enviado Especial de la ONU para Siria habla a la prensa en Ginebra, 24 de marzo 2017. Foto ONU/Violaine Martin.

31 de marzo, 2017 — Este viernes concluyó en Ginebra la quinta ronda de negociaciones de paz para Siria auspiciada por Naciones Unidas.

En conferencia de prensa, el enviado especial de la ONU para Siria, Staffan de Mistura, dijo que los nueve días de conversaciones sirvieron a todas las partes para profundizar considerablemente en el contenido de la agenda.

Añadió que los invitados participaron con seriedad en las discusiones que versaron sobre la transición política, la integridad nacional, la lucha contra el terrorismo y las medidas de fomento de la confianza, entre otras.

De Mistura agregó que nadie puede negar que todavía persisten grandes retos, y que no ve que de manera inmediata las pláticas conduzcan a un acuerdo de paz.

“Hay verdaderos desafíos en el terreno, los vemos con nuestros propios ojos, pero seamos francos: a pesar de ellos, nadie amenazó con abandonar las conversaciones y todos se comportaron con seriedad y responsabilidad, aunque todos manifestaron sus puntos de vista”, dijo.

De Mistura añadió que todas las partes acordaron asistir a la próxima ronda de conversaciones que se celebrará en una fecha aún por determinar.

Entretanto, mencionó que la próxima semana se celebrará en Bruselas una conferencia dedicada a Siria, ocasión que será propicia para alcanzar una mayor claridad sobre el compromiso internacional para la asistencia humanitaria y los esfuerzos de reconstrucción del país.

También resaltó la importancia del encuentro que los garantes de Astana—Rusia, Turquía e Irán, celebrarán en Teherán, en los próximos días para revitalizar el Alto el fuego declarado en diciembre pasado, que en estos momentos es violado por las partes del conflicto sirio.


Deja un comentario

Siria: continuarán las conversaciones de paz.

Siria: Gobierno y oposición acuerdan agenda para continuar las conversaciones de paz

Staffan de Mistura, enviado especial de la ONU para Siria, habla a la prensa en Ginebra. Foto: ONU/Violaine Martin

03 de marzo, 2017 — La cuarta ronda de negociaciones entre el gobierno y la oposición en Siria concluyó hoy en Ginebra con una agenda de cuatro puntos precisos para reunirse a retomar el trabajo este mismo mes.

El enviado especial de la ONU para Siria afirmó ante la prensa al término de las reuniones promovidas y mediadas por Naciones Unidas que las partes deberán ahora acordar un marco de trabajo pues tienen ya una agenda clara que agrupa en tres categorías principales y una adicional, propuesta por el gobierno.

“El primer punto se aborda todos los aspectos que tienen que ver con el establecimiento de una gobernanza creíble, inclusiva y no sectaria, en una meta de seis meses”, explicó Staffan de Mistura.

La elaboración también en seis meses del calendario y la hoja de ruta para la redacción de una Constitución conforma el segundo punto de la agenda, continuó el diplomático.

“El tercer punto engloba todos los detalles para garantizar la celebración de elecciones justas y libres, conforme a una nueva Constitución, en 18 meses, bajo la supervisión de las Naciones Unidas”, apuntó.

En este apartado, aclaró que la diáspora tendría derecho a votar en el proceso.

De Mistura añadió que el cuarto punto de la agenda, propuesto por la delegación del gobierno que participó en las conversaciones de Ginebra, se refiere a las estrategias contra el terrorismo y para la seguridad, así como a las medidas para fomentar la confianza, todo en el contexto del proceso de transición política.

Por otra parte, el enviado reiteró una vez más la necesidad de que se mantenga el alto el fuego para que las negociaciones sigan avanzando y refrendó el apoyo de la ONU a las conversaciones de Astana, aseverando que complementan el proceso político que se discute en Ginebra.


Deja un comentario

ONU: la solución del problema de Siria no es militar sino política.

Siria: ONU conmina a gobierno y oposición a trabajar con el interés de los sirios en mente

Staffan de Mistura, enviado especial de la ONU para Siria. Foto de archivo: ONU/Violaine Martin

23 de febrero, 2017 — El enviado especial de la ONU para Siria conminó hoy a las delegaciones del gobierno y la oposición reunidas en Ginebra para buscar la paz en su país a trabajar unidas en beneficio de todos los sirios.

Staffan de Mistura dio la bienvenida a ambas delegaciones, agradeciéndoles se participación y las llamó a tener presente a su pueblo en cada paso de este proceso.

“Mantengamos ahora el interés de Siria y su pueblo en mente y trabajemos juntos, sé que nos es fácil pero intentemos trabajar juntos para poner fin a este conflicto horrible y sentar los cimientos para un país en paz consigo mismo, soberano y unido. Esta es su oportunidad, nuestra oportunidad y nuestra responsabilidad y la suya”, dijo.

El diplomático recordó que los sirios desean desesperadamente el fin del conflicto para tener un futuro de dignidad en el que concreten sus aspiraciones legítimas para el país.

De Mistura reiteró no hay, no ha habido ni habrá una solución militar al conflicto, esa solución, afirmó, debe ser política.

Por otra parte, advirtió que el alto el fuego es frágil y llamó a respaldarlo para que se mantenga como hasta ahora para así ampliar la oportunidad de éxito del proceso iniciado hoy en Ginebra.

El enviado especial aseveró que la guía de las conversaciones será la resolución 2254 del Consejo de Seguridad de la ONU, que prevé el establecimiento de un gobierno “creíble, inclusivo y no sectario”, la redacción de una nueva Constitución y la celebración de elecciones libres y justas.

Finalmente, señaló que no espera milagros y reconoció que es un camino cuesta arriba en el que ha habido mucho sufrimiento, “pero debemos aplicarnos en la tarea”, acotó. De lo contrario, prosiguió, sabemos lo que vendrá: más sufrimiento, más atrocidades, más terrorismo y más refugiados, concluyó.