Loiola XXI

Lugar de encuentro abierto a seguidor@s de S. Ignacio de Loyola esperando construir un mundo mejor


Deja un comentario

Importante colaboración internacional para la crisis humanitaria de Yemen

2600 millones de dólares de esperanza humanitaria para 24 millones de yemeníes desesperados

UNICEF/UN0276450/Almahbashi
La pequeña Saba, junto a su madre, recuperándose de los efectos de la desnutrición en el centro sanitario Alzaidiah. Saba vive con sus padres, tres hermanos y seis hermanas. Todos están en riesgo de desnutrición debido a la guerra y a la falta de ingresos

26 Febrero 2019

El dinero servirá para paliar la situación de la mayor crisis humanitaria que vive el mundo en este momento. Se trata de un ejercicio de solidaridad bien merecido, según António Guterres, que ha recordado la generosidad de Yemen a la hora de acoger refugiados en el pasado. Pero también ha advertido que la solución final es política y pasa por la aplicación del Acuerdo de Estocolmo.

La Conferencia sobre promesas de contribuciones para Yemen que se ha celebrado este martes en Ginebra ha recaudado 2600 millones de dólares que servirán para paliar la dramática situación humanitaria que padece el país árabe.

El Plan de Respuesta Humanitaria para Yemen 2019 busca recaudar 4000 millones de dólares para 24 millones de personas, casi el 80% de la población, que precisan asistencia y protección. De ellos, 14,3 millones se encuentran en una situación de extrema necesidad y diez están al borde del hambre.

Al finalizar el encuentro, el Secretario General de las Naciones Unidas consideraba que la conferencia ha de calificarse “como un éxito”, ya que las promesas de los donantes se incrementaron un 30% en relación al año pasado cuando se consiguieron promesas por 2000 millones de dólares.

La Conferencia fue organizada por las Naciones Unidas, Suecia y Suiza, país anfitrión.

António Guterres señaló que se ha producido un aumento de las contribuciones por parte de la mayoría de las naciones donantes, pero quiso destacar que el aumento más importante proviene del Reino de Arabia Saudita y los Emiratos Árabes Unidos.

“Al mismo tiempo, la experiencia nos dice que una conferencia sobre promesas de contribuciones es un punto de partida.  Creemos que hasta finales de año recibiremos muchas más manifestaciones de apoyo, muchas más promesas de ayuda y muchas más contribuciones para garantizar la atención de las necesidades extremadamente graves del pueblo yemenita”.

El Secretario General también quiso destacar que el pueblo de Yemen se merece este ejercicio de solidaridad por su previa generosidad con los refugiados provenientes de otros países.

“En el pasado, los yemeníes abrieron siempre sus fronteras a los refugiados que procedían de Somalia como de otras partes de la región, y lo hicieron con una enorme generosidad, concediendo a todos los somalíes el estatuto de refugiados ‘a primera vista’ (sin un análisis exhaustivo)”.

En segundo lugar, recordó que, pese a la importancia de tratar las dramáticas necesidades humanitarias del pueblo yemení, la prioridad es finalizar el conflicto en el país políticamente pese a los múltiples obstáculos en la aplicación del Acuerdo de Estocolmo.

“Pero puedo garantizarles a todos ustedes que, mientras nos enfrentamos a esos obstáculos, estamos convencidos de superarlos, y que tanto las Naciones Unidas como yo mismo no nos rendiremos para garantizar la aplicación del Acuerdo de Estocolmo, y con ello dar el primer paso para restablecer la paz en Yemen”, enfatizó Guterres.

Las mujeres, parte de la solución

Por su parte, el Secretario General Adjunto de Asuntos Humanitarios, Mark Lowcock destacó la peligrosa situación en la que se encuentran las mujeres y niñas yemeníes, pero resaltó la importancia de que estas sean parte de la respuesta a las dificultades que enfrenta la nación árabe.

“Uno de los aspectos del Plan de Respuesta Humanitaria 2019 es planear nuestra participación de un modo que las mujeres y las niñas puedan formar parte de la solución”, destacó.

Previamente, el primer ministro de Yemen, Maeen Abdulmalik Saeed, consideró que la conferencia sobre promesas de contribuciones representa una magnífica oportunidad para ayudar a la población yemení a que salga de la actual situación de pobreza y conflicto.

La ONU accede a los depósitos de cereales de Hodeida

Entre las buenas noticias, el Programa Mundial de Alimentos ha confirmado que por primera vez desde el mes de septiembre ha podido acceder a los depósitos de cereales del puerto de Hodeida.

Los depósitos albergan 51.000 toneladas de cereales, una cantidad suficiente para alimentar a 3,7 millones de personas durante un mes.

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.


Deja un comentario

Yemen: por fin un posible arreglo entre las partes en conflicto

En Yemen se abre la oportunidad de pasar de la lógica de la guerra a la de la paz

ONU / Loey Felipe
El enviado especial para Yemen, Martin Griffiths, informa al Consejo de Seguridad desde Amman, Jordania

19 Febrero 2019

El compromiso alcanzado este lunes entre el Gobierno de Yemen y los rebeldes hutíes representa una señal de la voluntad de ambas partes de mantener el impulso que supuso el alto al fuego acordado en diciembre de 2018 en la ciudad sueca de Estocolmo, afirmó este martes Martin Griffiths.

El enviado especial del Secretario General para el país celebró este martes ante el Consejo de Seguridad que el entendimiento logrado sirva para alcanzar la primera fase del plan que contempla la retirada de las dos fuerzas de la ciudad portuaria de Hodeida.

“Demuestra que las partes pueden cumplir sus compromisos de convertir las palabras en progresos tangibles sobre el terreno. Refuerza la confianza entre ellas. Demuestra voluntad política. Con el comienzo de la aplicación del Acuerdo de Hodeidah tenemos ahora la oportunidad de pasar de la lógica de la guerra a la lógica de la paz.”

Tras la consecución del compromiso, Griffiths se mostró agradecido por el firme liderazgo que ha ejercido el teniente general Micheal Lollesgaard para lograrlo y manifestó que no se habría conseguido sin su paciencia y perseverancia.

Del mismo modo, señaló su satisfacción por el incremento de los esfuerzos para llegar a un entendimiento sobre el intercambio de prisioneros, entre los que incluyó a las personas desaparecidas, las detenidas arbitrariamente, las desaparecidas forzosamente y las que están en arresto domiciliario.

Un primer paso para mejorar la vida de la gente.

Con relación a la situación en la provincia de Taiz, contemplada en el tercer punto del Acuerdo de Estocolmo, destacó que durante la próxima reunión con los representantes del Comité Conjunto de Coordinación sobre esa provincia busca concretar “un primer paso para mejorar la vida de la gente”.

“Taiz es un lugar altamente simbólico para los yemeníes, y ha sido testigo de algunos de los peores momentos del conflicto. Pero ahora debemos ver algún progreso tangible”.

Finalmente, subrayó la necesidad de alcanzar una solución política a este conflicto y “empezar a hablar del futuro” de Yemen. Griffiths propuso como “un gran paso adelante” iniciar un debate sobre medidas políticas y de seguridad.

OCHA/Ammar Al-Hajj

La ayuda humanitaria, peor que en 2018

Por su parte, el Secretario General Adjunto de Asuntos Humanitarios, Mark Lowcock, describió la cruda situación a la que se enfrentan los habitantes en el país árabe y advirtió que las cifras son peores que las del año pasado.

“Alrededor del 80% de la población, unos 24 millones de personas, necesitan asistencia y protección humanitaria. Unos 20 millones necesitan ayuda para conseguir alimentos, incluidos casi 10 millones que están a un paso de la hambruna”, indicó Lowcock.

A estos demoledores datos hay que añadir que unas 240.000 personas se enfrentan a alarmantes niveles de hambre. Casi 20 millones de personas carecen de acceso a una atención sanitaria adecuada y unos 18 millones no tienen suficiente agua limpia ni acceso a un saneamiento adecuado.

Lowcock indicó que las tres principales causantes de este deterioro son el conflicto, el incumplimiento del derecho internacional humanitario y el colapso económico que se produjo a mediados del año pasado.

Pese a constatar una disminución de la violencia en Hodeida tras el Acuerdo de Estocolmo, señaló que se ha incrementado en las primeras líneas del frente, especialmente en Hajjah, y el que el rial yemení, la moneda oficial del país, continúa depreciándose.

Por si esta situación no fuera suficiente, alertó que las agencias humanitarias están quedándose sin dinero. “Esperamos que los recursos actuales se agoten a finales de marzo, es decir, dentro de sólo seis semanas”, puntualizó.

Igualmente destacó que, aparte de la financiación, “la mayor operación humanitaria del mundo” se enfrenta a diversos obstáculos como retrasos en los visados, restricciones a la circulación, demoras de las importaciones e impedimentos burocráticos.

El coordinador humanitario resaltó que estos “abrumadores” desafíos operativos pueden llegar a solucionarse, pero que no se puede decir los mismo de los financieros.

Por esa razón instó a los Estados miembros, al igual que lo hizo anteriormente Griffiths, a participar en la reunión de alto nivel sobre promesas de contribuciones que ha convocado el Secretario General de la ONU el próximo 26 de febrero en Ginebra.

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.


Deja un comentario

Fuerte e inadmisible tráfico de armas a los combatientes del Yemen

Yemen: Emiratos Árabes Unidos suministra de forma irresponsable armas occidentales a las milicias

Un miembro de las fuerzas pro-gubernamentales yemeníes STRINGER/AFP/Getty Images

Amnistía Internacional publica hoy una investigación basada en fuentes de acceso público que pone de relieve un peligro creciente en el conflicto de Yemen debido a que los Emiratos Árabes Unidos (EAU) están armando a las milicias de manera irresponsable con una diversidad de armas avanzadas.

El documento de investigación, titulado When arms go astray: Yemen’s deadly new threat of arms diversion to militias (Cuando las armas se extravían: nueva y mortífera amenaza de desvío de armas a las milicias en Yemen), pone de manifiesto cómo EUA se ha convertido en un importante canal de distribución de vehículos acorazados, sistemas de mortero, fusiles, pistolas y ametralladoras, que se están desviando ilegalmente a incontables milicias acusadas de crímenes de guerra y otras violaciones graves de derechos humanos.

“Después de que se ha criticado con razón a Estados Unidos, Reino Unido, Francia y otros Estados europeos por suministrar armas a las fuerzas de la coalición y se ha relacionado a Irán con el envío de armas a los huzíes, surge una nueva amenaza letal. Yemen se está convirtiendo por momentos en un refugio para milicias respaldadas por EAU que prácticamente no rinden cuentas de sus actos”, ha dicho Patrick Wilcken, investigador sobre Control de Armas y Derechos Humanos de Amnistía Internacional.

Las fuerzas emiratíes reciben armas por valor de miles de millones de dólares de Estados occidentales y de otras partes del mundo, y se limitan a desviarlas hacia milicias en Yemen que no responden ante nadie y de las que se sabe que han cometido crímenes de guerra.

La proliferación de estas fuerzas combatientes es la fórmula del desastre para la población civil yemení: ya han sido asesinadas miles de personas, y millones más están a punto de morir de hambre como consecuencia directa de la guerra.”

Los grupos armados que reciben las armas de estos oscuros acuerdos –como las “Brigadas de Gigantes”, las unidades del Cinturón de Seguridad y las Fuerzas de Élite– están entrenadas y financiadas por EAU pero no responden de sus actos ante ningún gobierno. Algunas están acusadas de crímenes de guerra, que incluyen actos cometidos durante la reciente ofensiva a la ciudad portuaria de Hudaida y en la red de prisiones secretas en el sur de Yemen respaldada por EAU.

Estados que suministran armas a Emiratos Árabes Unidos

Según datos disponibles públicamente, desde que estalló el conflicto yemení en marzo de 2015, Estados occidentales han suministrado a los Emiratos Árabes Unidos al menos 3.500 millones de dólares en armas, entre ellas armas convencionales pesadas —como aeronaves y buques—, armas pequeñas, armas ligeras y los correspondientes repuestos y municiones.

A pesar de las graves violaciones de derechos humanos atribuidas a EAU y a las milicias que respalda, los siguientes Estados, entre otros, han suministrado armas recientemente a los emiratíes: Alemania, Australia, Bélgica, Brasil, Bulgaria, Corea del Sur, Estados Unidos, Francia, Reino Unido, República Checa, Sudáfrica y Turquía.

Amnistía Internacional analizó información obtenida de fuentes de acceso público relacionada con la batalla de Hudaida y descubrió que milicias sobre el terreno están usando profusamente armas y vehículos militares suministrados a EAU.

Se ha documentado una amplia variedad de vehículos acorazados y equipados con ametralladoras pesadas suministrados por Estados Unidos, como los modelos M-ATV, Caiman y MaxxPro, en manos del Cinturón de Seguridad, las Fuerzas de Élite Shabwani y las “Brigadas de Gigantes”, todas milicias respaldadas por EAU.

Los “Gigantes” están recibiendo ametralladoras ligeras Minimi de fabricación belga que probablemente también fueron vendidas a EAU. Otras armas empleadas por las milicias aliadas de EAU en Hudaida incluyen ametralladoras Zastava M02 Coyote y vehículos acorazados Agrab equipados con un sistema de mortero singapurés de 120mm; es el único país del que se sabe que ha adquirido este sistema combinado de armas.

En otras partes de Yemen, EAU ha entrenado y financiado directamente a las milicias, como el Cinturón de Seguridad y las Fuerzas de Élite, que dirigen una oscura red de prisiones secretas conocida como “lugares negros”.

Amnistía Internacional y otras organizaciones ya habían documentado el papel desempeñado por estas fuerzas en las desapariciones forzadas y otras violaciones de derechos humanos cometidas en estos centros, como detenciones a punta de pistola, tortura con descargas eléctricas, simulacros de ahogamiento, suspender del techo a las víctimas, humillación sexual, reclusión prolongada en régimen de aislamiento, condiciones precarias de reclusión y provisión insuficiente de comida y agua.

Las milicias respaldadas por EAU que dirigen estos lugares negros llevan fusiles búlgaros y conducen vehículos acorazados estadounidenses.

Violación del Tratado sobre el Comercio de Armas

Muchos de los Estados que siguen suministrando armas a EAU son partes en el Tratado Internacional sobre el Comercio de Armas. Algunos, por ser miembros de la UE o en virtud de su legislación interna, tienen la obligación jurídica de no transferir armas que se estén utilizando para cometer crímenes de guerra. Al persistir en la práctica de transferir armas a EAU, a pesar de las pruebas abrumadoras de que tales armas se están usando para cometer crímenes de guerra y otras violaciones graves de derechos humanos en Yemen, están incumpliendo dicha obligación.

Amnistía Internacional hace un llamamiento a todos los Estados para que no suministren armas a todas las partes del conflicto de Yemen mientras exista un riesgo considerable de que puedan utilizarse para cometer o facilitar la comisión de graves violaciones del derecho internacional humanitario y de derechos humanos. Dinamarca, Finlandia, Noruega y Países Bajos han anunciado recientemente la suspensión de las transferencias de armas a EAU.

“La próxima ronda de conversaciones de paz sobre el conflicto de Yemen es inminente, y los Estados proveedores de armas deben reflexionar detenidamente en cómo sus transferencias de armas siguen fomentando, directa e indirectamente, la comisión de crímenes de guerra y otras violaciones graves de derechos humanos. La proliferación de incontables milicias respaldadas por EAU está agravando la crisis humanitaria y entraña una amenaza creciente para la población civil”, ha dicho Patrick Wilcken.

“Sólo unos cuantos países han tomado la decisión acertada y han parado la cinta transportadora de armas con destino al devastador conflicto de Yemen. Otros deben seguir su ejemplo si no quieren tener parte de responsabilidad en las terribles consecuencias de estas transferencias de armas por valor de miles de millones de dólares para la población civil de Yemen.”


Deja un comentario

Yemen; en vía de cumplirse los acuerdos

Aunque hay retrasos, los acuerdos en Yemen están en vías de cumplirse

PMA/Reem Nada
Yemen ya era uno de los países más pobres del mundo cuando estalló la guerra en 2015.

28 Enero 2019

El enviado especial del Secretario General para ese país recalcó que las partes del conflicto continúan demostrando compromiso y voluntad política para cumplir con lo acordado en Estocolmo y dijo que las fechas fijadas para la reubicación de las tropas y el intercambio de prisioneros eran muy “ambiciosas” y por ello se han tenido que extender los plazos.

A pesar de que los plazos de implementación del acuerdo entre las partes en Hodeida se han extendido y existe una situación compleja en el terreno, tanto el Gobierno como los hutíes continúan demostrando voluntad política para cumplir con el Acuerdo de Estocolmo, aseguró el enviado especial del Secretario General para Yemen durante una entrevista con un medio árabe internacional.

“No se puede perder de vista el panorama general que se necesita para resolver el conflicto en Yemen”, dijo Martin Griffiths, recalcando que los retrasos eran esperados, ya que las metas eran “ambiciosas”.

No se puede perder de vista el panorama general que se necesita para resolver el conflicto en Yemen.

“Hemos visto a las dos partes demostrar una notable voluntad política, primero para alcanzar un acuerdo de alto el fuego y luego para cumplirlo. Lo que necesitamos ver ahora es la implementación completa y rápida de las disposiciones del acuerdo”, expresó, y agregó que de esto depende la hoja de ruta para una solución política para el conflicto del país de Oriente Medio.

Griffiths aseguró que a Yemen se le ha abierto “una ventana de oportunidad” y es importante capitalizarla, y que junto al general Patrick Cammaert, encargado del equipo de observadores de la implementación de los acuerdos, han tenido una serie de reuniones “constructivas” en Saná y Riyadh.

“Estamos planeando convocar la próxima ronda de consultas políticas pronto. No queremos perder el impulso logrado en Suecia. Sin embargo, todos coincidimos en que necesitamos ver avances en la implementación de lo acordado antes de realizar nuevas consultas. Esperamos poder anunciar la fecha muy pronto”, dijo.

El enviado especial dijo que su esperanza en el proceso se mantiene intacta, y una prueba de ello es que el alto el fuego en Hodeida en general se ha mantenido a pesar de algunos incidentes y que ya hay personas que habían huido por los intensos combates regresando a sus hogares.

“Esto es un indicador importante de que la situación está mucho más tranquila que antes”, expresó, agregando que se encuentra trabajando duro para garantizar que los acuerdos se cumplan de manera creíble y verificada.

Griffiths dijo que además está colaborando con la oficina de la coordinadora residente de las Naciones Unidas, Lise Grande, así como con el Programa Mundial de Alimentos y el Programa de la ONU para el Desarrollo, para asegurarse de que se tomen medidas para garantizar el flujo sin problemas de ayuda humanitaria a través del puerto de Hodeida y las carreteras.

Violencia en el norte de Yemen

Por otro lado, en la provincia de Hajjac, al norte del país, un ataque a un centro de desplazados este fin de semana, mató a 8 personas e hirió a otras 30. “Esto es estremecedor”, dijo la coordinadora humanitaria en el país, recordando que cualquier ataque contra instalaciones civiles es “inadmisible” y viola la ley internacional.

“Las partes en el conflicto están obligadas a hacer todo lo posible para proteger a los civiles. Las personas que han huido de sus hogares a los sitios de desplazados internos ya han perdido mucho. Un ataque como este no puede ser justificado, nunca”, expresó Lise Grande en un comunicado oficial.

En los últimos dos meses, decenas de civiles han sido asesinados en la provincia de Hajjah y cientos de familias han sido desplazadas, principalmente en los distritos de Haradh y Hayran. El centro que fue atacado el 26 de enero está ubicado cerca de un área donde 6 niños y 2 mujeres murieron en otro incidente el 11 de enero.

“Compartimos nuestras profundas condolencias con todas las familias que han sido afectadas por este ataque sin sentido”, agregó Grande.

Más de un millón de personas en esa provincia padecen inseguridad alimentaria. En diciembre, 1,13 millones de personas recibieron asistencia de emergencia para alimentos y medios de subsistencia. La ONU y sus socios esperan ayudar a 230.000 personas adicionales este mes.


Deja un comentario

Primeros pasos hacia la paz en Yemen

Las partes no deben desviarse de sus compromisos en Yemen

ONU/Loey Felipe
El Consejo de Seguridad se reúne sobre la situación en Yemen.

9 Enero 2019

El enviado especial de la ONU para Yemen asegura que a pesar de que ambas partes se han adherido al Acuerdo de Estocolmo su implementación se está haciendo de forma “gradual”, por lo que se necesitará materializar los avances antes de  una nueva ronda de consultas.

Tanto el Gobierno yemení como los hutíes, las dos partes en conflicto en Yemen, han respetado en buena medida el cese al fuego en la provincia de Hodeida desde el 18 de diciembre, lo que ha conducido a una reducción significativa de las hostilidades, informó este miércoles Martin Griffiths al Consejo de Seguridad este miércoles.

“Desafortunadamente, ha habido actos violentos, especialmente en la ciudad de Hodeida y en los distritos del sur de la provincia. Sin embargo, los enfrentamientos han sido limitados en comparación con lo que vimos en las semanas previas a las consultas en Estocolmo. Creo que esta calma relativa refleja el beneficio tangible del acuerdo para el pueblo yemení y la determinación de las partes de que funcione”, aseguró.

El enviado especial dijo que, desde las conversaciones en Estocolmo, se había reunido con el presidente yemení, Abd Rabbo Mansour Hadi, y el líder hutí, Abdelmalik Al-Houthi, y que ambos habían expresado “su determinación de avanzar en todos sus compromisos y aprovechar en las consultas futuras el progreso logrado hasta ahora“.

ONU
Representantes de ambas partes del Comité de Coordinación de Reubicación de Yemen se dan la mano.

Los avances desde el acuerdo

Desde el 22 de diciembre, la ONU ha desplegado en Hodeida los primeros elementos de un equipo de observadores encabezado por el general holandés Patrick Cammaert.

“Este rápido despliegue ha dado una señal clara a las partes y al pueblo yemení del compromiso de la comunidad internacional para ejecutar el acuerdo sobre el terreno”, agregó el enviado especial.

Martin Griffiths aseguró que la activación del Comité de Coordinación de la Reubicación es bienvenida e indicó que ha pedido a las partes que continúen colaborando regularmente y de buena fe con el general Cammaert y su equipo, para que los arreglos de seguridad y las mejoras en el acceso humanitario puedan cumplirse rápidamente.

Con respecto a la situación en la ciudad de Taiz, el enviado de la ONU acogió con satisfacción las medidas adoptadas por las partes interesadas para el establecimiento de los mecanismos acordados en Estocolmo, incluido el nombramiento de los miembros de un comité conjunto.

Sobre el intercambio de prisioneros que se acordó entonces, dijo que su Oficina y el Comité están haciendo un seguimiento del proceso y finalizando con ambas partes las listas de prisioneros antes de que se reúnan en Amman la próxima semana.

Sin embargo, Griffiths lamentó que no se haya podido llegar a un acuerdo sobre el tema del Banco Central de Yemen y la apertura del aeropuerto de Sanaa durante las conversaciones de Estocolmo. “Si estos dos problemas se resolvieran, contribuirían significativamente a aliviar el sufrimiento humanitario”, dijo.

Una implementación “gradual”

El enviado de la ONU aseguró que el avance en la implementación de los compromisos de Estocolmo es gradual, pero aun así ha hecho una contribución tangible a la paz.

“Probablemente haya muchos obstáculos que superar en los próximos días, semanas y meses, pero las partes no deben desviarse de sus compromisos”, dijo Griffiths, quien solicitó el apoyo del Gobierno y el Consejo para alentarlas a superar cualquier desafío que puedan encontrar en el camino.

“Debemos cumplir lo que se acordó en Suecia y mostrar un progreso sustancial de esos compromisos si queremos construir la confianza. Hay un sentido de esperanza tangible, hay un sentido de optimismo, pero también de preocupación. Es mi opinión y la del liderazgo de ambas partes que el progreso sustancial, particularmente en Hodeida, es algo que nos gustaría ver antes de convocar las próximas consultas”.

No obstante, Griffiths dijo que tenía la esperanza de poder convocar otra ronda de consultas pronto para medir los avances y establecer las pautas para terminar con el conflicto en Yemen.

ONU/Loey Felipe
Mark Lowcock, el jefe de asuntos humanitarios de la ONU, informa al Consejo de Seguridad sobre la situación en Yemen.

El 80% de la población de Yemen necesita asistencia humanitaria

Por su parte el jefe de Asuntos Humanitarios de la ONU, Mark Lowcock, dijo al Consejo que la situación humanitaria en Yemen sigue siendo “catastrófica” ya que más de 24 millones de personas necesitan actualmente asistencia humanitaria, lo que representa el 80% de la población.

“El avance importante que hemos visto en el campo político merece nuestro apoyo total y continuo. Pero eso no alimenta a un solo niño hambriento”, afirmó.

Según él, se necesita más avances de manera más rápida en cuestiones como el acceso a la ayuda humanitaria, la eliminación de las barreras a las importaciones comerciales y el pago de pensiones y salarios de los funcionarios públicos. También consideró que era necesario que la comunidad internacional considerara aportar fondos adicionales para el plan humanitario de 2019.

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.


Deja un comentario

Yemen: acuerdo sobre ayuda humanitaria entre gobierno y oposición.

El Gobierno y los hutíes acuerdan abrir corredores humanitarios en Yemen

ONU
Reunión del Comité de Coordinación de la Reubicación en Hodeida, Yemen, el 28 de diciembre de 2018.

28 Diciembre 2018

La carretera entre Hodeida, donde está el principal puerto del país, y Saná, la capital, reabrirá para el paso de ayuda humanitaria. El equipo que supervisa el alto el fuego se ha reunido, por primera vez, con las dos partes.

El equipo encargado de supervisar el alto el fuego entre el Gobierno de Yemen y los rebeldes hutíes en la ciudad portuaria de Hodeida se ha reunido por primera vez, entre el 26 y el 28 de diciembre. Al encuentro han asistido las dos partes y los representantes de la ONU, encabezados por el general retirado holandés Patrick Cammaert.

El Comité de Coordinación de la Reubicación debatió sobre la implementación de los acuerdos alcanzados en Estocolmo, Suecia, con tres áreas prioritarias: el alto el fuego, la asistencia humanitaria y la reubicación de los combatientes.

El Gobierno y los hutíes han acordado, como una medida para fortalecer la confianza, abrir corredores humanitarios, comenzando con la carretera que une Hodeida, el principal puerto del país, y Saná, la capital. Se espera que otras rutas sigan después. Se espera que un convoy humanitario se desplace desde el puerto del mar Rojo a Saná el 29 de diciembre.

La reunión se celebró de una forma “constructiva y cordial” y el general Cammaert felicitó a las partes “por la buena voluntad” que han demostrado.

El acuerdo alcanzado en Suecia incluye el despliegue de observadores internacionales en Hodeida y la retirada completa de todas las fuerzas contendientes.  Las dos partes se están preparando para entregar el general un plan detallado para la reubicación de los combatientes que se discutirá en la próxima reunión, prevista para el 1 de enero de 2019, en Hodeida.

Los funcionarios de Hodeida cobrarán su sueldo

Por otro lado, el enviado especial de la ONU para el país, Martin Griffiths, ha aplaudido la decisión del Gobierno de pagar el salario a los funcionarios en la ciudad de Hodeida.

Durante más de dos años, el Gobierno no ha podido pagar los sueldos y la divisa yemení, el rial, se depreció frente al dólar, por lo que miles de yemeníes no podían permitirse comprar comida y agua.

“La decisión del presidente Hadi es un importante paso adelante para mejorar la situación económica, aliviar el sufrimiento de los yemeníes”, ha dicho Griffiths en su cuenta de Twitter.

Yemen vive la peor crisis humanitaria del mundo, tras más de cuatro años de conflicto, más de 24 millones de personas, el 75% de la población, necesitan asistencia y protección, 20 millones no tienen garantizados los alimentos y 10 millones pasan hambre.

Para estar informado de la actualidad internacional, descarga nuestra aplicación Noticias ONU para IOS o AndroidO subscríbete a nuestro boletín.


Deja un comentario

Yemen en una situación humanitaria catastrófica se logra una tregua.

El acuerdo de Yemen es una buena noticia y un mensaje de esperanza

ONU / Eskinder Debebe
El enviado especial del Secretario General para Yemen, Martin Griffiths, informa al Consejo de Seguridad por videoconferencia el 14 de diciembre de 2018

14 Diciembre 2018

“Tras dos años y medio de oportunidades perdidas, se ha reanudado el proceso político para encontrar una solución global al conflicto del Yemen”, afirmó este viernes el enviado especial de la ONU para Yemen. No obstante, la situación humanitaria ha alcanzado el grado de catástrofe.

Con estas palabras, Martin Griffiths, resaltó este jueves ante el Consejo de Seguridad la importancia del Acuerdo de alto el fuego alcanzado ayer entre el gobierno yemení y los hutíes en Suecia, especialmente en relación con el final de las hostilidades en la ciudad portuaria de Hodeida.

“Este acuerdo entró en vigor tras su publicación el 13 de diciembre. Incluye la retirada escalonada pero rápida de ambas partes tanto de los tres puertos de Hodeida como de la ciudad, dentro del contexto de un cese al fuego en toda la provincia. Se pide a las Naciones Unidas que supervisen el cumplimiento de estos compromisos por las partes”

Griffiths instó al Consejo a abordar este último requisito ya que el acuerdo requiere urgentemente un sistema de vigilancia “sólido y eficaz” y, además, es aceptado por ambas partes.

La ONU en control de los puertos

El diplomático británico consideró que el primer paso “fundamental” es el permiso obtenido para que la ONU asuma el liderazgo de los puertos que tendría que efectuarse “en unos días”.

Especificó que Naciones Unidas “asumirá el liderazgo en el apoyo a la Corporación de puertos del Mar Rojo de Yemen en la gestión e inspección de Hodeidah, Salif y Ras Issa, lo que incluirá un mejor seguimiento por parte del Mecanismo de Verificación e Inspección de la ONU”.

Otras Partes del Acuerdo

El compromiso mutuo alcanzado en Suecia también incluye la posibilidad de abrir corredores humanitarios en la ciudad de Taiz que permitan el paso seguro de bienes y personas a través de las líneas del frente, la reducción de los combates en esa provincia y el despliegue de operaciones de desmovilización y la liberación e intercambio de prisioneros.

Todos estos puntos están sujetos a la creación de un comité conjunto, que incluya a las Naciones Unidas, y debería reunirse a la mayor prontitud.

Recordó que antes del encuentro en Suecia las partes acordaron también el establecimiento de un comité mixto para “planificar y facilitar la liberación mutua de todos los prisioneros” que, según estimaciones de Griffiths, podría darse a mediados de enero e incluir hasta 4000 prisioneros.

La reapertura del aeropuerto de Saná y las medidas necesarias para mejorar las actividades y el funcionamiento del Banco Central de Yemen, que comportaría el pago de los sueldos de los funcionarios públicos, fueron dos puntos en los que no se alcanzó ningún acuerdo en el país escandinavo.

Por último, ambas partes acordaron volver a reunirse a finales de enero donde también tratarán el acuerdo marco que Griffiths presentó al Consejo de Seguridad el pasado mes de junio.

El convenio busca restaurar las instituciones y el monopolio estatal de la laseguridad con el objetivo de proporcionar un futuro político claro y definido a todas las partes.

 

Niño recibiendo tratamiento para la desnutrición aguda en un hospital de Hajjah, en Yemen. Foto: PMA/Abeer Etefa.

Unos 250.000 yemeníes al borde la inanición

Por su parte, el secretario general adjunto de Asuntos Humanitarios, Mark Lowcock, confirmó que, tras el completo análisis de un consorcio de agencias que recopiló datos de la mayoría de los distritos de Yemen, más de 20 millones de yemeníes -dos tercios de la población- padecen actualmente inseguridad alimentaria.

Lowcock destacó que el estudio habla “por primera vez de condiciones de fase 5 en Yemen”. El término técnico para la fase 5 es “catástrofe…”. Se caracteriza por carencias alimentarias extremas, tasas de malnutrición muy elevadas y un exceso de mortalidad. Casi un cuarto de millón de yemeníes está literalmente al borde de la inanición”, resaltó.

La única nota positiva del informe es el impacto y alcance de la asistencia humanitaria en el país árabe, especialmente en la entrega de ayuda alimentaria o la distribución de dinero para comprar comida, indicó.

Igualmente destacó la urgencia de las cinco medidas destinadas a evitar una dispersión de la hambruna que propuso al Consejo el mes de octubre: el cese de hostilidades, la protección del suministro de bienes, la estabilización de la economía, la financiación del plan de respuesta de las Naciones Unidas y que las partes sigan participando seriamente en el proceso de Griffiths, ya que “forman un conjunto, no un menú. Necesitamos más acción en todas ellas”.

Para finalizar destacó que “a pesar de las buenas noticias de Suecia, queda un largo camino por recorrer”.