Loiola XXI

Lugar de encuentro abierto a seguidor@s de S. Ignacio de Loyola esperando construir un mundo mejor


Deja un comentario

La economía en América Latina en 2019. Preocupación en Nicaragua, Venezuela y Argentina (CEPAL)

Venezuela, Nicaragua y Argentina, las tres economías de América Latina que caen en 2019

ACNUR / Gabo Morales
Johnny José Gonzalez es un refugiado venezolano y trabaja en los almacenes de DOXS Logistica en Guarulhos, en el área metropolitana de Sao Paulo.

31 Julio 2019

La región en su conjunto crecerá un 0,5%, aunque la desaceleración es generalizada, manteniendo así la trayectoria descendente de años anteriores debida a la incertidumbre del contexto internacional y al debilitamiento de la inversión, las exportaciones y el consumo. Pese a ello, República Dominicana, Panamá, Guyana y Bolivia registrarán un firme crecimiento.

La economía de Venezuela caerá un 23% en 2019; la de Nicaragua, un 5%; y la de Argentina, un 1,8%: lo que las convierte en las tres únicas de la región de América Latina y el Caribe que registrarán una contracción, según las previsiones del último estudio de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), publicado este miércoles.

Por su parte, la economía de Dominica crecerá un 9,9%; la República Dominicana, un 5,5%; la de Panamá, un 4,9%; la de Guyana, un 4,6%; y la de Bolivia, un 4%.

La región en su conjunto crecerá un 0,5%, cuatro décimas por debajo de lo que registró en 2018, manteniendo de esta forma la trayectoria descendiente que ya había anotado desde 2013. Pero a diferencia de años anteriores, en 2019 la desaceleración será generalizada y afectará a 21 de los 33 países.

En promedio, el Estudio Económico de América Latina y el Caribe 2019 señala que se espera que América del Sur crezca 0,2%, América Central 2,9% y el Caribe 2,1%.

Este comportamiento se debe, en parte, a los efectos del debilitamiento de la economía mundial, que ha creado un contexto internacional desfavorable para América Latina y el Caribe; y en parte, al poco dinamismo interno de la inversión y las exportaciones, así como a la caída del gasto público y del consumo privado.

El crecimiento de la economía mundial se estima que será del 2,6% en 2019, cuatro décimas por debajo del registrado en 2018, y con una desaceleración mayor en las economías desarrolladas que en aquellas en desarrollo.

“La región enfrenta un contexto externo con mayores incertidumbres y complejidades crecientes: menor dinamismo de la actividad económica mundial y del comercio global; mayor volatilidad y fragilidad financiera; cuestionamientos al sistema multilateral y un aumento en las tensiones geopolíticas”, señaló la responsable de la CEPAL, Alicia Bárcena, al presentar el documento.

Bárcena explicó que el promedio del 0,5% de crecimiento de la región está, no obstante, muy influenciado por las grandes economías de la región como México, Venezuela y Brasil, que tienen un gran peso.

Con respecto a Venezuela, además, indicó también el gran peso que las sanciones de Estados Unidos están teniendo sobre el país.

Salarios insuficientes y deterioro del empleo

En el desempeño interno, el estudio destaca que, a nivel regional, los salarios no contribuyen a fortalecer el poder adquisitivo de los hogares. En 2018 prevalecieron políticas orientadas a atenuar los incrementos de los salarios mínimos y en la mediana de los 21 países de los que se cuenta con información estos se elevaron en un 0,8% en términos reales, lo que representa la menor tasa de la década.

Además, desde 2014, la calidad del empleo se ha deteriorado, revirtiéndose así parte de los avances en las condiciones laborales alcanzados a partir de mediados de la década de 2000.

Por ejemplo, entre 2013 y 2017 en la región en su conjunto la proporción de la población en edad de trabajar que se encuentra ocupada (la tasa de ocupación) disminuyó del 58,1% al 57,1%, y la tasa de desocupación urbana aumentó del 7,1% al 9,3%.

A su vez, se registró un deterioro en la composición del empleo, ya que en un contexto de bajo crecimiento económico fue escasa la demanda laboral de las empresas privadas y del sector público.

Dado que este bajo dinamismo resultó claramente insuficiente para satisfacer las necesidades de ingresos de muchos hogares, se expandió el trabajo en otras categorías de ocupación, de peor calidad media, sobre todo el trabajo por cuenta propia.

Si bien este concepto comprende una gran variedad de condiciones laborales, específicamente en un contexto de baja generación de empleo asalariado la mayor parte de este tipo de trabajo se caracteriza por sus ingresos bajos y fluctuantes y por condiciones de trabajo precarias.

Entre 2013 y 2017 el trabajo por cuenta propia se expandió un 2,8% por año, por lo que en este período no solo disminuyó la tasa de ocupación sino también la calidad del empleo.

Políticas macroeconómicas

El espacio para la política macroeconómica se ha visto reducido por la contracción del apartado fiscal con que cuentan los países de la región y las dificultades que enfrentan algunos para sostener políticas monetarias expansivas.

El espacio fiscal se ha visto restringido por niveles de ingresos insuficientes para cubrir el gasto, lo que deriva en déficits y en un incremento en el endeudamiento en los últimos años.

Reducir la evasión y gravar la economía digital

Ante esta situación, la CEPAL hace una serie de recomendaciones y destaca que se requiere expandir el espacio de políticas para hacer frente a la desaceleración y contribuir al crecimiento económico, con medidas tanto en el área fiscal, como en la monetaria y relacionadas con la inversión y la productividad.

En materia fiscal se necesita reducir la evasión tributaria y los llamados flujos financieros ilícitos, que se refieren a las manufacturas que salen a un precio de la región y llegan a otros países a un precio más elevado, según explicó Bárcenas en rueda de prensa.

También es necesario impulsar la adopción de impuestos a la economía digitalmedioambientales y relacionados a la salud pública, y reevaluar los gastos tributarios para alinearlos hacia la inversión productiva.

En el área monetaria, se necesita promover el crecimiento económico sin comprometer la estabilidad cambiaria y de precios, mientras que en materia de inversión y productividad es imprescindible elevar la participación de los sectores intensivos en conocimientos en la estructura productiva, por medio de un papel más activo de la inversión pública y privada; reorientar las inversiones hacia los sectores de mayor dinamismo; y adoptar políticas de estímulo que tengan impactos en términos de innovación, aprendizaje y empleos de calidad.

Lista completa del comportamiento de la economía en la región:

  • Antigua y Barbuda 5,9%
  • Argentina -1,8%
  • Bolivia 4,0%
  • Bahamas 2,2%
  • Barbados 0,1%
  • Belice 2,1%
  • Brasil 0,8%
  • Chile 28%
  • Colombia 3,1%
  • Costa Rica 2,5%
  • Cuba 0,5%
  • Dominica 9,9%
  • Ecuador 0,2%
  • El Salvador 2,3%
  • Granada 3,3%
  • Guatemala 2,9%
  • Guyana 4,6%
  • Haití 0,9%
  • Honduras 3,5%
  • Jamaica 1,9%
  • México 1,0%
  • Nicaragua -5,0%
  • Panamá 4,9%
  • Paraguay 1,6%
  • Perú 3,2
  • República Dominicana 5,5%
  • Saint Kitts y Nevis 3,1%
  • San Vicente y las Granadinas 2,5%
  • Santa Lucía 2,0%
  • Suriname 2,1%
  • Trinidad y Tabago 1,6%
  • Uruguay 0,3%
  • Venezuela -23,0%


Deja un comentario

Llamamiento urgente de la CEPAL en favor de Nicaragua

Petition for Nicaragua

Fr. Roberto Jaramillo Bernal SJ, President of the Jesuit Conference of Latin America invites us to participate in this petition.
(Texto en español abajo)

Dear Friends,

the situation in Nicaragua is unsustainable.

Since April 18, more than 220 people have been killed and the presidential couple is “screwed” to power multiplying the repression of those who demand justice, transparency, and democratization.

On, June 22, the Permanent Council of the Organisation of American States (OAS) listened to the report of the Human Rights Commissioners and on Tuesday, the 26th, it must deliberate and take a stand in the face of the Nicaraguan crisis.

The Civic Alliance for Justice and Democracy makes the three requests that are in the campaign below.
Please sign and disclose this petition.

Let’s all press the council to make it possible for peace and freedom to return to Nicaragua.

I just signed this petition – do you dare to sign it? This request is very important and it would be great to have your help. Click here to learn more about the petition and add your name: Petition on Nicaragua

NICARAGUA FREE AND IN DEMOCRACY
Thank you very much,


– – –

Amigos y amigas,
la situación en Nicaragua es insostenible.

Desde el 18 de abril han sido asesinadas más de 220 personas y la pareja presidencial se “atornilla” al poder multiplicando la represión de los que reclaman justicia, transparencia, democratización.

El 22 e junio el Consejo Permanente de la OEA escuchó el informe de los comisionados de Derechos Humanos y el martes 26 debe deliberar y tomar posición frente a la crisis nicaragüense.
La Alianza Cívica por la Justicia y la democracia  hace las tres peticiones que hay en la campaña de abajo.
Por favor firmemos, y divulguemos esta petición.
Presionemos todos al consejo para que hacer posible que vuelva la paz y la libertad a Nicaragua.

Acabo de firmar esta petición — ¿te animas a firmarla? Esta petición es muy importante y sería estupendo contar con tu ayuda. Haz clic aquí para saber más sobre la petición y sumar tu nombre: Petición sobre Nicaragua

NICARAGUA LIBRE y EN DEMOCRACIA

Muchas gracias,


Deja un comentario

Los jesuitas ante la represión de las protestas en Nicaragua.

El P. Rolando Alvarado, provincial jesuita de Centro América y Roberto Jaramillo,
Presidente de la CPAL, se pronuncian sobre la situación en Nicaragua, la mesa de
negociación que lideran los obispos, la participación de la UCA
Mayo 31 de 2018
Por: Roberto Jaramillo y Rolando Alvarado

La situación es crítica. El gobierno de Daniel Ortega y su señora Rosario Murillo ha ido
cooptando todos los poderes del Estado, y el pueblo nicaragüense, ante esa falta de
democracia, ha estallado en protestas populares. El puntapié inicial fue el intento de
reformar el sistema de jubilaciones. Después de una fuerte, múltiple y masiva reacción
popular, encabezada por jóvenes universitarios, Ortega tuvo que retirar el proyecto. Pero ya
la conciencia del pueblo estaba atenta y su estrategia de retirada no alcanzó a desmovilizar
el deseo de justicia y democracia.
La represión a los estudiantes universitarios, y a la población en general que apoyó
masivamente su legitima y constitucional demanda, reflejó la vocación antidemocrática y
autoritaria de la pareja presidencial y de los seguidores del aparato gubernamental y
político. Hasta ahora hay 76 los muertos, varios jóvenes desaparecidos, centenares de
heridos y muchas personas encarceladas como resultado de la cruel represión cometida a
través de fuerzas de choque paramilitares afines al gobierno y por los destacamentos
antimotines de la policía.
El reciente informe de la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH) fue
claro: “La visión nuestra al llegar a Nicaragua era distinta a lo que vimos y luego de casi
cinco días nos vamos con una visión bastante más grave de lo que pensábamos”, dijo a
periodistas la relatora especial Antonia Urrejola. “Hay personas que se sienten
aterrorizadas. Había mucho miedo de prestar testimonio a la comisión y las consecuencias y
represalias que eso podía representar en sus vidas”, dijo, aunque la delegación regresó con
“maletas llenas” de documentación recabada. La CIDH reveló “graves violaciones a los
derechos humanos” caracterizadas por “un uso excesivo” de la fuerza pública y de terceros
armados para reprimir las protestas; las recomendaciones de su informe preliminar no han
sido aún asumidas y cumplidas por parte del gobierno.
Las recomendaciones de la CIDH
1. Suspender cualquier acto de represión
2. Estado debe garantizar el derecho a la protesta
3. Solicitan crear un mecanismo de investigación internacional
4. Garantizar la seguridad de los manifestantes, en especial de los estudiantes y sus
familiares y los defensores de los derechos humanos.
5. Ofrecer garantías para proteger a quienes denunciaron represión y abstenerse de
tomar represalias contra ellos
6. Tomar medidas para investigar a los responsables de los actos de violencia
y respetar las garantías del debido proceso para quienes están detenidos.
7. Asegurar que los operativos de seguridad cumplan los estándares internacionales
8. Desmantelar a los grupos parapoliciales y adoptar medidas para prevenir que sigan
actuando
9. Respetar la independencia de los medios de investigación
10. Abstenerse de declaraciones públicas que estigmaticen a otras personas
11. Sistematizar a personas atendidas en hospitales públicos y privados y publicar estos
datos
12. Investigar las denuncias de obstaculización en la atención de salud en los centros
hospitalarios públicos
13. Ratificar los instrumentos internacionales, en especial la Convención
Interamericana sobre la desaparición forzada
14. Mantener la apertura al escrutinio internacional, abriendo puertas para todos los
órganos internacionales
15. Comprometerse a implementar un mecanismo de seguimiento para verificar la
implementación de las recomendaciones y programar un calendario para nuevas
visitas de la CIDH
La Conferencia Episcopal Nicaraguense, en cabeza del Cardenal Monseñor Leopoldo
Brenes, aceptó la solicitud del gobierno de hacer de mediadora y testigo en una “mesa de
diálogo” que pusiera en marcha un proceso de justicia y democratización del país; para ello
se convocó a sectores representativos y claves para el éxito de las negociaciones tales
como: estudiantes, universidades, empresarios, organismos de derechos humanos y de la
sociedad civil, organismos de iglesia y delegados del gobierno. Durante la primera fase del
diálogo el gobierno de Ortega y Murillo se mostró evasivo y mentiroso diciendo una cosa
en las conversaciones (transmitido por medios y redes sociales) y haciendo otra: continuó
reprimiendo al pueblo que expresaba pacífica y legítimamente su inconformidad.
En virtud de esa estrategia de doble cara, el irrespeto de una tregua pactada y al poco
avance en la negociación, los obispos decidieron suspender las sesiones de la Mesa e
integrar una Comisión mixta de representantes gubernamentales y de la Alianza civil por la
justicia y la democracia. Tres por cada una de las partes, con la finalidad de llegar a
acuerdos mínimos. Asimismo denunciaron las amenazas y ataques a miembros de la
Conferencia Episcopal, en especial a Monseñor Silvio Báez, y a sacerdotes y religiosas que
han estado auxiliando y apoyando humanitariamente a las víctimas de la represión.
Pese a que el gobierno calificó de “ruta para un golpe de estado” la agenda presentada para
hacer justicia y democratizar el país, la Conferencia Episcopal ha vuelto a convocar a una
nueva ronda de dialogo, prevista para los próximos días. Mientras tanto, en lo que va de
esta semana la represión se ha reactivado. Se atacó a la universidad jesuita -UCA- con actos
vandálicos para asustar a directivos, docentes y funcionarios, se tiró a matar (y de hecho
murió un joven) se golpeó y apresó a más de veinte universitarios de la UNI (Universidad
Pública de Ingeniería), y el día de ayer, 30 de mayo, con ocasión de celebrarse el día de la
madre, al finalizar una multitudinaria manifestación pacífica convocada en solidaridad con
las madres de los asesinados -ellas encabezaron la manifestación- nuevamente operó la
represión. Fueron millares las personas que se refugiaron en la UCA, cuyas autoridades
abrieron sus accesos ante los disparos a los manifestantes provenientes de francotiradores y
el ataque de las “fuerzas parapoliciales” afines del gobierno. Hubo dos personas asesinadas
entre los manifestantes y se atendieron numerosos heridos. Impactantes han sido las
imágenes del ataque a la población indefensa que celebra y protesta pacíficamente.
Los Jesuitas de la Provincia Centroamericana junto con la Conferencia de Provinciales
Jesuitas de América Latina y el Caribe – CPAL,
 condenamos esa injustificada y brutal agresión a manifestantes que reclaman
pacíficamente democracia, transparencia y justicia;
 expresamos nuestra solidaridad y compromiso con las víctimas y familiares de esta
cruel represión;
 ratificamos nuestro total respaldo a la comunidad universitaria de la UCA que, fiel a
su lema “solo la verdad los hará libres”, se ha sumado al clamor de justicia y
democracia de la gran mayoría de los nicaragüenses, en particular de las juventudes
y a su Rector el P. José Idiáquez;
 reafirmamos nuestro incondicional apoyo y servicio a la labor de mediación que
ejercen los obispos nicaragüenses buscando una solución negociada pero siempre
justa y democratizadora frente a la crisis del gobierno nicaragüense;
 hacemos un llamado urgente a los Organismos Internacionales, en particular a la
OEA y a los gobiernos democráticos del mundo para exigir y respaldar la
democratización del país ahora que los canales de diálogo están abiertos.
¡No hay que esperar a que más sangre sea derramada y no hay solución que no pase por el
diálogo y la concertación!
Animamos a TODOS los actores y sectores, en particular a los jóvenes y a los
representantes de las iglesias, a no ceder ante las estrategias del miedo y de la represión. No
hay que salirse del diálogo y no hay que permitir que este instrumento sea inutilizado. No
hay que dejarse engañar por los discursos de una paz fundada en el silencio, la corrupción,
el terror y la violencia; la paz verdadera se construye entre todos con verdad, transparencia
y participación lo más amplia posible. Ella es fruto del encuentro entre la verdad y la
justicia, garantía de libertad y reconciliación verdaderas.


Deja un comentario

La CEPAL celebrará sus 70 años al servicio de América lat. y Caribe

La CEPAL cumple 70 años al servicio de América Latina y el Caribe

04 de enero, 2018 — Para conmemorar 70 años de contribuciones al desarrollo económico y social de América Latina y el Caribe, la Comisión Económica para la región (CEPAL) organiza un seminario de alto nivel sobre la historia y los aportes de la institución al pensamiento latinoamericano y caribeño, a celebrarse el 10 de enero en la sede del organismo en Santiago de Chile.

La CEPAL, una de las cinco comisiones regionales de la ONU, se fundó en 1948 para contribuir al desarrollo económico de América Latina, coordinar las acciones encaminadas a su promoción y reforzar las relaciones económicas de los países entre sí y con las demás naciones del mundo. Luego su labor se amplió a los países del Caribe y se incorporó el objetivo de promover el desarrollo social.

La Comisión se desarrolló como una escuela de pensamiento especializada en el examen de las tendencias económicas y sociales a mediano y largo plazo de los países latinoamericanos y caribeños, siguiendo los cambios de la realidad económica, social y política, regional y mundial.

El evento, encabezado por la secretaria ejecutiva Alicia Bárcena, reflexionará sobre la evolución de las ideas de la CEPAL en las distintas etapas históricas de las últimas siete décadas.

Recibirá como invitados especiales a la presidenta de Chile, Michelle Bachelet, y cuatro ex secretarios ejecutivos: Enrique Iglesias, de Uruguay, Gert Rosenthal, de Guatemala, José Antonio Ocampo, de Colombia y José Luis Machinea, de Argentina.


Deja un comentario

CEPAL: previsto crecimiento economía en América Latina y Caribe.

2018: Las economías de América Latina y el Caribe crecerán un 2,2%

Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de la CEPAL. Foto de archivo: ONU

14 de diciembre, 2017 — El contexto internacional es más favorable a la expansión económica, sin embargo, son necesarias políticas públicas activas para sostenerla, señala la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), que presentó este jueves su Balance Preliminar anual.

Las proyecciones de actividad para la región se dan en un contexto internacional más favorable que el de los últimos años, indica el informe. Mientras se espera que en 2018 la economía global se expanda un 3%, las economías latinoamericanas crecerían un 2,2% el próximo año, luego de anotar un 1,3% promedio en 2017.

La CEPAL prevé que tanto la demanda interna, a través del consumo privado, como mayores inversiones favorecerán el crecimiento. Indica también que se mantendrá una situación de amplia liquidez y bajas tasas de interés internacionales.

Sin embargo, la titular de la CEPAL, Alicia Bárcena, recomienda políticas públicas activas para sostener la expansión económica.

“Se debe priorizar un gasto con mayor impacto sobre el crecimiento y la desigualdad, y evitar fuertes ajustes en la inversión pública para proteger el crecimiento en el mediano plazo”, indicó en una conferencia de prensa en la sede de la Comisión en Santiago de Chile.

El informe ofrece un desglose de las proyecciones por país, de las cuales resalta el crecimiento económico anticipado de Brasil (2%, comparado con el 0,9% de 2017), las mayores tasas de expansión de Panamá (5,5%), República Dominicana (5,1%), y Nicaragua (5,0%), mientras Cuba, Ecuador y Venezuela marcarán cifras de 1%, 1,3% y -5,5%, respectivamente.

Para el Caribe de habla inglesa u holandesa se estima un crecimiento promedio de 1,5% para 2018, al que contribuiría el gasto en reconstrucción tras los huracanes Irma y María en algunos de los países isleños.


Deja un comentario

Crecimiento económico en la CEPAL.

La CEPAL pronostica crecimiento de la actividad económica en la región de 1,2% en 2017

Actividad económica. Foto: CEPAL

12 de octubre, 2017 — La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) revisó hoy las proyecciones de crecimiento de la actividad económica de la región para 2017.

El organismo de Naciones Unidas espera un crecimiento medio de 1,2% en América Latina y el Caribe durante este año, una cifra ligeramente superior a la pronosticada en julio pasado.

La previsión para 2018 indica un repunte en la dinámica económica de la región con un aumento promedio de 2,2%, la mayor tasa vista desde el año 2013.

Según la división por subregiones, las economías de América del Sur experimentarán un leve crecimiento promedio del 0,7% durante este año que aumentaría al 2% en 2018, mientras que en Centroamérica la tasa de crecimiento sería del 3,4% en 2017 y se incrementaría un 0,1% el año que viene.

El Caribe anglófono y el de habla holandesa presentan una cifra revisada a la baja por la destrucción causada por los huracanes Irma y María y su crecimiento medio sería de 0,3%, que aumentaría a casi un 2% en 2018.


Deja un comentario

Caerá en 2017 la inversión extranjera en América Latina.

Caerá 5% la inversión extranjera directa en América Latina en 2017

La Secretaria Ejecutiva de la CEPAl, Alicia Bárcena. Foto de archivo: Carlos Vera / CEPAL

10 de agosto, 2017 — La inversión extranjera directa continúa su tendencia a la baja en América Latina y el Caribe, con una caída estimada en 5% en 2017, según el informe sobre el tema divulgado hoy por la Comisión Económica para la región (CEPAL).

El año pasado, esos flujos de capital habían disminuido casi 8%, a 167.000 millones de dólares, acumulando un retroceso de 17% desde el máximo alcanzado en 2011.

La CEPAL atribuyó esta disminución, entre otros factores, a los bajos precios de las materias primas y su impacto en las inversiones en el sector de recursos naturales y a la expansión de la economía digital, que tiende a concentrar las inversiones transnacionales en las economías desarrolladas.

Para revertir esta tendencia, la CEPAL llamó a los países a implementar políticas que atraigan la inversión y apoyen los procesos nacionales de desarrollo sostenible.

Durante la presentación del informe en Santiago de Chile, la secretaria ejecutiva de la CEPAL, Alicia Bárcena, recordó que la inversión extranjera directa ha sido un elemento importante para actividades exportadoras clave en el crecimiento de la región, así como para la creación de nuevos sectores.

Con respecto a los inversionistas en la región, Bárcena explicó que el panorama no se ha diversificado.

“En su conjunto, Estados Unidos y Europa concentran el 73% de las inversiones de toda la región. Son los dos grandes inversores. Estados Unidos por el lado de México y Europa por el lado de Brasil”, detalló.

Agregó que en 2016 Brasil fue el principal receptor de los flujos extranjeros en la región, seguido por México. En tercer lugar se ubicó Colombia y en cuarto Chile.

Los datos de la CEPAL indican que no obstante la caída, la inversión extranjera directa representa el 3,6% del producto interno bruto de América Latina y el Caribe, una cifra superior a la media global de 2,5%.