Loiola XXI

Lugar de encuentro abierto a seguidor@s de S. Ignacio de Loyola esperando construir un mundo mejor


Deja un comentario

Algunas importantes cuestiones que la iglesia debe discutir seriamente, según el Card. Marx

German Cardinal Reinhard Marx of Munich speaks during a news conference at the bishops’ spring meeting in Lingen March 11, 2019. The sexual abuse scandal and demands for reform have changed the German church, the cardinal said at the end of the meeting. (CNS photo/Harald Oppitz, KNA)

The Catholic Church in Germany is at a point where serious debate — including on priestly celibacy and the role of women — and openness to doing things in a new way must encouraged, said the president of the German bishops’ conference.

“Shakeups demand special proceedings,” Cardinal Reinhard Marx, conference president, said March 14 at the end of the bishops’ spring meeting in Lingen.

The sexual abuse scandal and demands for reform have changed the German church, the cardinal said.

“The church in Germany is experiencing a break. The faith can only grow and deepen if we are liberated from blocked thinking, in order to pursue free and open debates and the ability to take new positions and go down new paths.

“The church needs a synodal advancement. Pope Francis encourages this,” said Cardinal Marx. “We will create formats for open debates and bind ourselves to proceedings that facilitate a responsible participation of women and men from our dioceses.

“We know about the cases of clerical abuses of power. It betrays the trust of people searching for firm footing and religious orientation. What must be done to achieve the necessary reduction of power and to construct a fairer and legally bound order will be to clarify a synodal path.”

Germany’s bishops said they are still working on how to move forward following the sexual abuse scandal and other pressing issues.

“Many voices can be heard saying that there must be a concrete list of measures. I can only say in reply that we have this catalog and we are still working on the points named there,” Cardinal Marx said.

During the meeting, the bishops heard the analyses and opinions of theology professors, female administrators within the church and church officials on issues pertaining to the sexual abuse crisis, church law, women in church administration and Catholic sexual morality.

He said debates on celibacy require further study.

“We treasure celibacy as an expression of religious commitment to God. How far it must adhere to the witness of priests in our church, we will find out,” he said.

Cardinal Marx also said Catholic sexual morality is in need of development. “We perceive that we are often not versed in questions regarding modern sexual behavior,” he said.

The cardinal said he was aware that the results of the conference would not satisfy many people.

“Not all of the findings of our discussions will meet with your understanding,” he said. “For this reason, we ask for your accompaniment in prayer, your support and your critical voice. Only thus can we advance together as the people of God.”

He also acknowledged the widespread disillusionment among German Catholics.

“At this assembly, we have seen, heard and experienced that you, the believers in whose service we stand and with whom we feel bound in community, accompany our consultations with criticism,” said Cardinal Marx.

He thanked the faithful for their prayers and their criticism.

“We would like to tell you that we see and hear you. Your criticisms, worries, hardships, doubts and your demands,” he said. “I tell you sincerely — we understand it.”

Cardinal Marx also commented on his experience attending the Vatican summit on protection of minors, convened by Pope Francis.

“It (the conference) was not about a hastily assembled list of measures, but rather a globally realistic view and the awareness: We bear responsibility to the victims across the whole world,” he said. “None of us can negate or completely taboo the problem any longer.”

During the conference, the bishops revealed that one of the steps in sexual abuse reform mandated by Germany’s federal government has been postponed.

“We have postponed work regarding monitoring areas of intervention and prevention in recent months, not least of all because we just held a major Catholic-oriented symposium last November on the theme of monitoring,” said Bishop Stephan Ackermann of Trier, spokesman for the bishops’ conference on child abuse issues.

Bishop Ackermann explained that church officials, diocesan abuse prevention staff and an independent commission had participated in the previous year’s discussion.


Deja un comentario

Religión e iglesia y el evangelio. La opinion de Castillo-

José María Castillo: “No existe el demonio. Es una figura mítica para describir en aquellos tiempos el mal”

El teólogo José María Castillo

El teólogo José María Castillo

“La Iglesia se ha centrado más en la religión, y ha marginado el Evangelio”

(Diario Jaén).- Es sacerdote en excedencia, lo que le deja las manos libres y tiempo para dedicarse a lo que le gusta, que es escribir y participar activamente, desde hace años, en proyectos solidarios con Mensajeros de la Paz. Tiene publicados varios libros. El último, “El Evangelio marginado”, lo presenta hoy, a las 19:00 horas, en la Sala 75 Aniversario de Diario JAÉN

¿Por qué ese título, El Evangelio marginado?

La tesis central del libro parte de la idea de que el cristianismo es una religión y de que la Iglesia es la gestora de esa religión. Gira en torno al hecho del fenómeno religioso. Pero hay algo que es previo a todo eso, que es el Evangelio. Es una recopilación de relatos breves en torno a una figura singular, Jesús de Nazaret.

Hay dos cosas a tener en cuenta, la religión y el Evangelio. Jesús nació en un pueblo muy religioso, el pueblo judío, y por tanto fue educado en una religión. Pero cuando se separó de su familia, de su casa y se puso a recorrer Palestina, que era una colonia romana del imperio, lo que Jesús representa no fue la religión, fue el Evangelio.

¿En dónde está el problema?

El libro gira en torno a la religión y el Evangelio. El problema está en que la vida pública de Jesús la conocemos, la privada en los años que vivió en Galilea, no. Él era un trabajador humilde en Nazaret. Un buen día dejó su casa, su familia, su trabajo y después de estar cerca de Juan Bautista se rodeó de un grupo de discípulos, de compañeros y de mujeres que iban con él.

¿Qué les predicaba?

Lo que Jesús les enseñaba no fue religión, fue el Evangelio.

¿Cuál es la diferencia?

La diferencia está en que la religión es un conjunto de prácticas y observancia de normas, de creencias que giran siempre en torno al espacio sagrado que es el templo y son gestionadas por una jerarquía de sacerdotes, que en otras religiones tienen sus equivalentes, en cada cultura les llaman de una manera. Pero siempre hay los profesionales de la religión, con un lugar separado y aparte del templo que es un lugar sagrado, que viven, por ejemplo, en un palacio episcopal.

Quiere decir que esa práctica no figura en el Evangelio.

Jesús no hizo nada de eso. Vivió, habló y actuó de tal manera que no tiene que ver con la religión. Si leemos los Evangelios, el conflicto entre el Evangelio y la religión es constante, casi desde el principio hasta el fin. Y va en aumento, con la Pasión.

Al final, aquello acabó de la peor manera posible y es que la religión era incompatible con Jesús y el Evangelio. Por eso lo juzgaron, lo condenaron y lo ejecutaron de la peor manera que se podía ejecutar en aquel momento a un subversivo, crucificándolo. Esa era la manera más cruel de matar en aquel tiempo.

El Evangelio marginal es, por tanto, su visión de lo que ha pasado en la Iglesia.

Lo que Jesús enseñó fue el Evangelio, en conflicto con la religión. ¿Ve el contraste? Jesús no fundó un templo, no fundó un sacerdocio, no instituyó rituales. Jesús era un predicador ambulante, en el que resaltan tres cosas, su preocupación por curar enfermos, por la salud, curaba a un ciego, un manco, un paralítico… Jesús curaba a todo el que podía. Incluso hay un caso que resucitó a un muerto. Pero estos relatos no se pueden tomar al pie de la letra.

En aquella cultura creo que esos hechos no ocurrieron así tal cual. Es una manera de decir que Jesús, donde veía sufrimiento, lo aliviaba. La primera gran preocupación del Evangelio es la salud. Es lo que más nos preocupa a todos. La segunda es el hambre. Se habla de comidas, pero siempre son compartidas, de alimentación compartida.

Y en tercer lugar, su preocupación eran las relaciones humanas, que fuesen lo mejor posible, con perdón, sin venganzas, siendo bueno con todos, respetando a todos, aunque sean gente que no piensa como tú, aunque sean extranjeros o lo que sean.

Así las cosas, lo extraño es que lo que ha predominado en la Iglesia no ha sido todo esto, aunque es verdad que la Iglesia hace mucho de todo esto. Pero la estructura del sistema organizativo y de gestión de la Iglesia es la religión. La Iglesia tiene catedrales, templos, los obispos viven en palacios. La gente de Iglesia, hombres y mujeres, tienen su vida asegurada.

¿Y la figura del demonio y las tentaciones?

No existe el demonio. Es una figura mítica para describir en aquellos tiempos el mal.


Deja un comentario

Amazonia. Objetivos y características del sínodo

Amazonia asamblea sínodo Seminario eclesialComenzó en el Vaticano este 25 de febrero un Seminario dedicado al Sínodo sobre la Amazonia de octubre próximo 

Amazonía, el Sínodo es una asamblea eclesial, no un evento político

Comenzó este lunes 25 de febrero el seminario organizado por la Secretaría General del Sínodo titulado: “Hacia el Sínodo Especial para la Amazonía: Dimensión Regional y Universal”. En la entrevista concedida a Vatican News, el Cardenal Lorenzo Baldisseri, Secretario del Sínodo de los Obispos, explica el sentido y los objetivos de la iniciativa

Silvonei José Protz – Ciudad del Vaticano

Comenzó este lunes 25 de febrero el Seminario organizado por la Secretaría General del Sínodo titulado: “Hacia el Sínodo Especial para la Amazonía: Dimensión Regional y Universal”. En la entrevista concedida a Vatican News el Cardenal Lorenzo Baldisseri, Secretario del Sínodo de los Obispos, explica el sentido y los objetivos de la iniciativa.

Eminencia, la dimensión regional llama inmediatamente la atención. ¿Cuál es la dimensión universal?

El Seminario en cuestión es una de las numerosas iniciativas que la Secretaría General del Sínodo de los Obispos está llevando a cabo para preparar adecuadamente el Sínodo Especial sobre la Amazonia, que tendrá lugar en Roma el próximo mes de octubre. El Sínodo, como es bien sabido, es una asamblea eclesial que se ocupa de cuestiones relativas a la evangelización y a la presencia de la Iglesia en el mundo; no es un acontecimiento político. La reciente Constitución Apostólica Episcopalis communio especifica entonces que el Sínodo de los Obispos se reúne en Asamblea Especial “si se tratan asuntos que conciernen a una o más áreas geográficas específicas” (art. 1, § 3). Esta afirmación deja claro que no puede haber un tema que, en el sentido estricto de la palabra, afecte a un solo territorio, con exclusión de todos los demás. Esto sería contrario a la naturaleza misma de la Iglesia, como explica San Pablo: “¿Un miembro sufre? Todos los demás sufren con él. ¿Un miembro es enaltecido? Todos los demás participan de su alegría” (1 Corintios 12,26). Esto también se aplica  a la Amazonía. Ciertamente, ella, con sus realidades dinámicas específicas y complejas, es el centro del camino sinodal. Sin embargo, muchas de las cuestiones que afectan principalmente a ese territorio también afectan a otras zonas del planeta. Pensemos, por ejemplo, en las cuestiones ecológicas, en la cuenca del Congo, en los bosques tropicales del Pacífico asiático, en la cuenca del acuífero Guaraní. Por estas razones, en el Seminario  se entrelazan las dimensiones regionales y universales, dando la palabra en primer lugar a quienes provienen del territorio amazónico, que conocen por experiencia directa, y luego también escuchando otras voces, llamadas a completar las perspectivas emergentes.

¿Puede explicar, en general, cuáles son los objetivos del Sínodo Especial para la Amazonía?

Los objetivos del Sínodo Especial están contenidos en el título elegido por el Santo Padre: “Amazonia: nuevos caminos para la Iglesia y para una ecología integral”. Lanzar nuevos caminos para la Iglesia significa promover el protagonismo de la comunidad cristiana, que siempre ha estado al servicio de las poblaciones locales en la obra de evangelización y de promoción humana. Fortalecer el “rostro amazónico” de la Iglesia requiere una renovación de la estrategia evangelizadora, un nuevo paradigma apostólico que sepa reforzar la presencia cristiana en el territorio, no apoyándose sólo en misioneros externos: en el pasado a las congregaciones religiosas con el ius commissionis y más recientemente a las formas de hermanamiento de diócesis o de ayuda a la fidei donum. Hoy es necesario identificar nuevas formas de acción pastoral acordes con las necesidades de las pequeñas comunidades, muy alejadas entre ellas y muy originales en su interior. En cuanto a la ecología integral, se trata de un tema muy amplio que se inspira profundamente en la naturaleza y en el hombre, en la creación y en las criaturas que la habitan. El Papa Francisco en su Encíclica Laudato sí habla del Planeta Tierra como una “Casa Común” que debe ser defendida, protegida y preservada, con especial atención a los pueblos indígenas, que son los que más sufren el impacto de los efectos devastadores de las acciones de saqueo que afectan a las personas y al medio ambiente. En esta situación, el desafío del momento es encontrar un equilibrio entre la necesidad legítima de progreso y el uso sostenible de los recursos naturales, que tenga en cuenta la voz de las poblaciones locales, sin considerarlas receptoras pasivas de las decisiones tomadas por otros.

Inculturación, ecología integral, la cuestión indígena y la convivencia entre poblaciones diversas entre ellas: ¿qué indica la Amazonía a las comunidades de otros continentes?

Estas palabras demuestran que el Sínodo Especial tiene inevitablemente una dimensión universal, que va más allá de las fronteras de su vasto territorio (6,7 millones de km2). La inculturación del Evangelio -es decir, la “encarnación” del mensaje cristiano en las expresiones culturales y espirituales de los pueblos- es un desafío para todas las comunidades cristianas en un mundo sujeto a rápidos cambios. A este respecto, el Papa Francisco en Puerto Maldonado (Perú), en enero de 2018, subrayó la importancia de aprovechar la sabiduría y la riqueza de las tradiciones culturales de esos pueblos. Igualmente, la ecología integral -en la que Dios, el hombre y el medio ambiente son considerados en su relación íntima- cuestiona al planeta entero, porque en todas partes esa relación aparece amenazada. Los síntomas de los puntos de ruptura en este informe son la desvinculación ética del concepto de desarrollo, la velocidad de los cambios y la degradación, los desastres naturales y las crisis sociales y financieras. En el campo científico, también existen estudios que atribuyen estos fenómenos naturales al progresivo calentamiento global, con consecuencias trágicas que ya son inminentes en las próximas décadas. En cuanto a la cuestión indígena y la convivencia de las diferentes poblaciones, se trata de realidades de importancia social que afectan a todas las instancias del territorio y que también cuestionan de manera creciente a otras áreas del planeta. Esta consideración forma parte del fenómeno global de los flujos migratorios, que actualmente representa uno de los mayores problemas de diversos países del mundo. En este contexto, una mirada a la Amazonía puede revelarse un prometedor laboratorio para la reflexión eclesial y social.

¿Cuáles son sus expectativas para este seminario y para el Sínodo de octubre?

La primera expectativa es resaltar la importancia de la Amazonía para la Iglesia universal y para el mundo entero. La segunda, en cuanto al Seminario, es profundizar, según el programa, algunos temas vinculados a los dos aspectos, eclesial y ecológico, para ofrecer una visión clara y realista de la situación panamazónica, sus características y sus problemas. Al mismo tiempo, se tratará de identificar y aceptar las sugerencias de las intervenciones y el diálogo constructivo de los participantes. En cuanto al Sínodo que se celebrará del 6 al 27 de octubre, se espera que el evento sea un kairós para la Iglesia en su misión evangelizadora y un tiempo de gran atención y reflexión para toda la humanidad sobre la “Casa común” y la ecología integral, de la que habla el Santo Padre. Además de la prioridad de tratar la cuestión de los pueblos indígenas, se espera también que se recuerde la corresponsabilidad efectiva de los laicos, que se preste especial atención al protagonismo de la mujer y que se valorice más la vida consagrada en el territorio.


Deja un comentario

Amazonia: sínodo del 6 al 27 octubre

Región PanamazónicaRegión Panamazónica  (AFP or licensors)

El Papa convoca el Sínodo para la Amazonía del 6 al 27 de octubre

La Asamblea Especial del Sínodo de los Obispos para la Región Panamazónica, se realizará del domingo 6 al domingo 27 de octubre de 2019.

Renato Martinez – Ciudad del Vaticano

Este lunes 25 de febrero, la Secretaria General del Sínodo de los Obispos dio a conocer que el Papa Francisco ha convocado la Asamblea Especial del Sínodo de los Obispos para la Región Panamazónica, del domingo 6 al domingo 27 de octubre de 2019, para reflexionar sobre el tema “Amazonía: nuevos caminos para la Iglesia y para una ecología integral”.

Seminario de estudio en vista del Sínodo

Asimismo, recordamos que en preparación del Sínodo para la Región Panamazónica, del 25 al 27 de febrero de 2019, tendrá lugar en el Instituto M.S. Bambina, el Seminario de estudio sobre el tema, “Hacia el Sínodo Especial para la Amazonía: dimensión regional y universal”.

El primer día se examinarán algunos aspectos eclesiales y pastorales a la luz de la Exhortación Apostólica Evangelii Gaudium. En la segunda jornada se abordarán temas relacionados con la promoción de la ecología integral en la perspectiva de la Encíclica Laudato si’. El último día habrá una síntesis de las cuestiones surgidas durante el encuentro y una comunicación sobre el camino de preparación para el Sínodo.


Deja un comentario

Panamà:; el Via Crucis y la iglesia hoy. Comentario

Abusos, la denuncia del Papa: gente sin escrúpulos también en la Iglesia

Francisco celebra el Vía Crucis con los jóvenes de Panamá. El sufrimiento de Jesús hoy está “en el grito de la tierra que está herida en sus entrañas por la contaminación”. Se prolonga “en una sociedad que perdió la capacidad de llorar y conmoverse ante el dolor”. No a la “cultura del bullying”

JMJ Panamá, el Vía Crucis con el Papa Francisco

CONDIVIDI
SCOPRI TOP NEWS
Pubblicato il 26/01/2019
Ultima modifica il 26/01/2019 alle ore 13:28
DOMENICO AGASSO JR
ENVIADO A PANAMÁ

La sociedad que ha perdido la capacidad de llorar y conmoverse ante el dolor. La “madre tierra” que grita herida por la contaminación y que se ve pisoteada por el “consumo enloquecido”. Así se prolonga el via crucis de hoy. Y no solo. Continua “en la angustia de rostros jóvenes, amigos nuestros que caen en las redes de gente sin escrúpulos ―entre ellas también se encuentran personas que dicen servirte, Señor”. Lo dice con fuerza el papa Francisco celebrando las 14 estaciones de la Pasión del Hijo de Dios con 400.000 (datos de la organización) jóvenes de la Jornada Mundial de la Juventud en Panamá.

En la tarde del 25 de enero, el Pontífice dejó la Nunciatura apostólica y se dirigió en auto al Campo Santa María La Antigua (Cinta Costera) en Panamá. El rito inició con el ingreso del obispo de Roma y con la cruz símbolo de la JMM.

El camino de Jesús hacia el Calvario es “de sufrimiento y soledad sufrimiento y soledad que continúa en nuestros días”, afirma Bergoglio. Cristo camina y padece “en tantos rostros que sufren la indiferencia satisfecha y anestesiante de nuestra sociedad que consume y se consume, que ignora y se ignora en el dolor de sus hermanos”.

Y también “nosotros, tus amigos Señor, nos dejamos llevar por la apatía y la inmovilidad. No son pocas las veces que el conformismo nos ha ganado y paralizado”. Y así “ha sido difícil reconocerte en el hermano sufriente: hemos desviado la mirada, para no ver; nos hemos refugiado en el ruido, para no oír; nos hemos tapado la boca, para no gritar”.

Siempre la misma dirección, observa el Papa. Es mas fácil “y “pagador” ser amigos en las victorias y en la gloria, en el éxito y en el aplauso; es más fácil estar cerca del que es considerado popular y ganador. Qué fácil es caer en la cultura del bullying, del acoso y de la intimidación”, exclama el Pontífice.

Pero “para ti no es así Señor, en la cruz te identificaste con todo sufrimiento, con todo aquel que se siente olvidado. Para ti no es así Señor, pues quisiste abrazar a todos aquellos que muchas veces consideramos no dignos de un abrazo, de una caricia, de una bendición; o, peor aún, ni nos damos cuenta de que lo necesitan”.

Continua Francisco: “Para ti no es así Señor, en la cruz te unes al vía crucis de cada joven, de cada situación para transformarla en camino de resurrección”.   Pero hoy el vía crucis del Hijo “se prolonga”, sostiene Francisco.

En “el grito sofocado de los niños a quienes se les impide nacer y de tantos otros a los que se les niega el derecho a tener infancia, familia, educación; que no pueden jugar, cantar, soñar..”

En “las mujeres maltratadas, explotadas y abandonadas, despojadas y ninguneadas en su dignidad”. En “los ojos tristes de los jóvenes que ven arrebatadas sus esperanzas de futuro por la falta de educación y trabajo digno”.  En “la angustia de rostros jóvenes, amigos nuestros que caen en las redes de gente sin escrúpulos ― entre ellas también se encuentran personas que dicen servirte, Señor ―, redes de explotación, de criminalidad y de abuso, que se alimentan de sus vidas”. Por primera vez en esta JMJ el Papa hace referencia a la plaga de los abusos y de la pedofilia.

El Via Crucis se prolonga “en tantos jóvenes y familias que, absorbidos en una espiral de muerte a causa de la droga, el alcohol, la prostitución y la trata, quedan privados no solo de futuro sino de presente. Y así como repartieron tus vestiduras, Señor, queda repartida y maltratada su dignidad”.

Se prolonga en jóvenes “con rostros fruncidos que perdieron la capacidad de soñar, de crear e inventar el mañana y se “jubilan” con el sinsabor de la resignación y el conformismo, una de las drogas más consumidas en nuestro tiempo”.

El camino de la Pasión de Jesús está hoy “en el dolor oculto e indignante de quienes, en vez de solidaridad por parte de una sociedad repleta de abundancia, encuentran rechazo, dolor y miseria, y además son señalados y tratados como los portadores y responsables de todo el mal social”.

Y de nuevo: “Se prolonga en la resignada soledad de los ancianos abandonados y descartados”. Y en los pueblos “originarios, a quienes se despoja de sus tierras, raíces y cultura, silenciando y apagando toda la sabiduría que pueden aportar”. Y en el grito “de nuestra madre tierra, que está herida en sus entrañas por la contaminación de sus cielos, por la esterilidad en sus campos, por la suciedad de sus aguas, y que se ve pisoteada por el desprecio y el consumo enloquecido que supera toda razón”. Y una vez más: “En una sociedad que perdió la capacidad de llorar y conmoverse ante el dolor”.

Después el Papa, como suele ser habitual, dirigió algunas preguntas: “Y nosotros, Señor, ¿qué hacemos? ¿Cómo reaccionamos ante Jesús que sufre, camina, emigra en el rostro de tantos amigos nuestros, de tantos desconocidos que hemos aprendido a invisibilizar? Y nosotros, Padre de misericordia, ¿Consolamos y acompañamos al Señor, desamparado y sufriente, en los más pequeños y abandonados? ¿Lo ayudamos a cargar el peso de la cruz, como el Cireneo, siendo operadores de paz, creadores de alianzas, fermentos de fraternidad?”.

Francisco exhorta a contemplar a “María, mujer fuerte. De ella queremos aprender a estar de pie al lado de la cruz. Con su misma decisión y valentía, sin evasiones ni espejismos. Ella supo acompañar el dolor de su Hijo, tu Hijo; sostenerlo en la mirada y cobijarlo con el corazón. Dolor que sufrió, pero no la resignó. Fue la mujer fuerte del “sí”, que sostiene y acompaña, cobija y abraza. Ella es la gran custodia de la esperanza”.

Así, Bergoglio invita a aprender “de María a decir ‘si’ al aguante recio y constante de tantas madres, padres, abuelos que no dejan de sostener y acompañar a sus hijos y nietos cuando “están en la mala”. A decir ‘si’ “a la testaruda paciencia y creatividad de aquellos que no se achican y vuelven a comenzar en situaciones que parecen que todo está perdido, buscando crear espacios, hogares, centros de atención que sean mano tendida en la dificultad”.

Y a aquellos “que no se han callado y no se callan ante una cultura del maltrato y del abuso, del desprestigio y la agresión y trabajan para brindar oportunidades y condiciones de seguridad y protección”.  Aprendemos “a recibir y hospedar a todos aquellos que han sufrido el abandono, que han tenido que dejar o perder su tierra, sus raíces, sus familias y trabajos”.

La Iglesia debe ser como la Madre de Dios, que propicie una cultura que sepa acoger, proteger, promover e integrar; que no estigmatice y menos generalice en la más absurda e irresponsable condena de identificar a todo emigrante como portador de mal social”.


Deja un comentario

Un año decisivo en el pontificado de Papa Francisco. Informe de Vatican Insider

Francisco en Panamá, comienza el año crucial del pontificado

El Papa en el país latinoamericano para la JMJ. Es la primera cita de este 2019 decisivo para los delicados desafíos de Bergoglio: abusos, reforma de la Curia y diálogo con el Islam sobre todo
ANSA

Papa Francisco estará en Panamá del 23 al 28 de enero

CONDIVIDI
SCOPRI TOP NEWS
Pubblicato il 22/01/2019
Ultima modifica il 22/01/2019 alle ore 22:43
DOMENICO AGASSO JR
CIUDAD DEL VATICANO

El Papa Francisco inicia en “su” América Latina el periodo decisivo del pontificado. Va a Panamá para encontrarse con los jóvenes de las JMJ, pero también para iniciar una reflexión sobre los temas de la Amazonia –defensa de los indígenas y del medio ambiente sobre todo– en vista del Sínodo especial de octubre. Es uno de los tantos desafíos complicados que están a punto de llegar a su fase decisiva. El 2019 se presenta como el año en el que muchas de las “batallas” del Pontífice argentino de 82 años que está llevando a cabo una reforma de la Iglesia llegarán a una conclusión. Su esperanza es que muchos nudos puedan finalmente deshacerse.

Reunión con los obispos del mundo sobre los abusos y la pedofilia

Entre quienes sigue la actualidad vaticana existe la sensación que el encuentro de febrero podrá convertirse en un verdadero evento-símbolo de este pontificado. Y quizá más: un cambio decisivo para el futuro de la Iglesia.

También por este motivo más allá de los muros vaticanos se advierte especialmente presión, sobre todo por los Estados Unidos. Existe una expectativa mediática planetaria porque, se dice, serán los días en los que la Iglesia “se jugará su credibilidad”. La Santa Sede ha garantizado concreción y conciencia. Junto con la claridad. Así, el flagelo de los abusos y la pedofilia en la Iglesia se abordará en la cumbre sobre la protección de menores y adultos vulnerables programada del 21 al 24 de febrero, en la que participarán los presidentes de conferencias episcopales de todo el mundo. El objetivo es asegurarse de que cada obispo pueda regresar a su país sabiendo bien “lo que debe hacerse” para afrontar estos delitos.

Geopolítica y viajes

A pesar de que el 17 de diciembre pasado cumplió 82 años, en 2019 el Obispo de Roma tiene programados numerosos viajes. Comenzando por los primeros meses: Panamá, Emiratos Árabes Unidos, Marruecos, Bulgaria, Antigua República Yugoslava de Macedonia. Es un programa muy intenso. Y es una síntesis de los aspectos “más calientes” de la situación actual de la Iglesia universal y de la humanidad. Y probablemente Francisco añadirá otros viajes internacionales: por ejemplo, el año pasado anunció su deseo de visitar Japón.

Panamá

Del 23 al 28 de enero la visita a Panamá, con motivo de la 34 edición de la Jornada Mundial de la Juventud. Evento que viene después del Sínodo de obispos de octubre que propuso revivir el protagonismo de los jóvenes en la Iglesia. Y justo en el especial para los jóvenes, el domingo el Papa lanzó una aplicación, Click To Pray. Es un instrumento “para rezar juntos”. Funciona así: está en un sitio web y aplicaciones móviles y redes sociales. Está en seis idiomas. Y tiene tres secciones: “Reza con el Papa” con las intenciones mensuales del Pontífice; “Reza todos los días” para facilitar la oración tres veces al día; “Pray en red”, que es un espacio donde los usuarios pueden compartir sus oraciones y orar el uno por el otro. Y ver quién reza por qué y cuántos están orando.

La nueva aplicación es un gesto para estar aún más cerca de los jóvenes. Pero cuidado, Panamá también quiere decir que el Papa argentino regresa a América Latina, donde está el tema de la Amazonía y los nativos: es por eso que en los días panameños, se mirará a octubre, al Sínodo sobre la Amazonía donde se presentará la propuesta del viri probati, es decir, la ordenación a sacerdote de ancianos casados y de fe comprobada. No significará que habrá una apertura al matrimonio de los sacerdotes, señalan en los Palacios Sagrados, sino que se podrán celebrar los sacramentos en las zonas donde un sacerdote llega una vez al año. El celibato de los sacerdotes seguirá tal cual. En el Sínodo se abordarán sobre todo las cuestiones ecológicas espinosas del liberalismo salvaje, de la “economía que mata”, de la defensa de los pueblos indígenas y del medio ambiente.

Emiratos Árabes Unidos y Marruecos

Del 3 al 5 de febrero irá en Emiratos Árabes Unidos, primer Pontífice en llegar a este país. El lema de la visita es “Hazme canal de tu paz”. En el centro del evento, la importancia del diálogo interreligioso y la fraternidad entre los creyentes de diferentes religiones. El 2019 fue declarado por las autoridades de los Emiratos Árabes Unidos “Año de la tolerancia” con el objetivo de promover una cultura alejada del fundamentalismo.

El 30 y el 31 de Marzo Francisco estará en Marruecos, siguiendo los pasos de la histórica visita de hace 33 años de papa San Juan Pablo II: el 19 de agosto de 1985, Wojtyla encontró 80.000 jóvenes musulmanes en el estadio de Casablanca. Un evento histórico en el diálogo entre el cristianismo y el Islam. El Papa polaco afirmó en su famoso discurso que “el diálogo entre cristianos y musulmanes hoy en día es más necesario que nunca”, sin descuidar “las diferencias importantes”, sino también “las muchas cosas en común”. Juan Pablo II había declarado: “Cristianos y musulmanes en general no nos hemos entendido y, a veces, en el pasado, nos hemos enfrentado e incluso perdido en polémicas y guerras. Creo que Dios nos invita hoy a cambiar nuestros viejos hábitos. Debemos respetarnos a nosotros mismos”, también porque “creemos en el mismo Dios”. El Papa polaco habló sobre los derechos humanos, que “tienen su fundamento en Dios”. E hizo un llamamiento a la paz y a la justicia para vencer las tentaciones de quienes quieren “cambiar todo con violencia o soluciones extremas”, porque el precio de la violencia recae siempre en los inocentes.

El logotipo de la visita de Francisco representa una cruz y una media luna, para subrayar el carácter interreligioso entre cristianos y musulmanes. Representa el diálogo deseado por el papa Wojtyla y que ahora el papa Francisco intenta llevar adelante con fuerza. Eliminar los cimientos de la instrumentalización de la religión a través del odio y la violencia. Derrotando así al terrorismo y las guerras.

Bulgaria e Macedonia

Del 5 al 7 de mayo estará en Bulgaria y en la Antigua República Yugoslava de Macedonia. Los católicos en estos dos países son una minoría en medio de los ortodoxos. El viaje se centra en el diálogo con el mundo ortodoxo en un momento difícil para estas Iglesias orientales, después del nacimiento de la nueva Iglesia autocéfala ortodoxa ucraniana, reconocida por el Patriarcado Ecuménico de Constantinopla pero no por la ortodoxa rusa.

Rumanía

Del 31 de mayo al 2 de junio, el Papa afrontará otro viaje desde la dimensión ecuménica. Irá a Rumanía para promover la unidad de todos los cristianos bajo el manto de Nuestra Señora.

Los ataques

La crisis actual de los abusos en el clero es utilizada por los opositores del Papa como una plataforma para echar a Francisco del papado y elegir a un nuevo pontífice que se adapte mejor a sus agendas. Lo dijo en los últimos días, el cardenal alemán Walter Kasper, presidente emérito del Consejo Pontificio para la Promoción de la Unidad de los Cristianos y un teólogo muy apreciado por Bergoglio. “Hay personas, dijo Kasper en una entrevista con Report Muenchen, transmitida por la emisora estatal alemana Ard y recogida por Crux, a quienes simplemente no les gusta este pontificado. Quieren que termine lo antes posible para tener después, por decirlo de alguna manera, un nuevo cónclave”. Quieren que vaya “a su favor, así tendrá un resultado que se adapte a sus ideas”. Kasper ha argumentado que hay algunos grupos en la Iglesia que se están aprovechando de la crisis de abuso como plataforma para la expulsión de Francisco del papado. En su entrevista en Ard, Kasper dijo que los adversarios papales están utilizando una estrategia “inapropiada” para convertir la discusión sobre el tema de los abusos “en una discusión sobre el Papa Francisco” que, según él, equivale a “abuso de abusos”.

No hay que olvidar la organización mediática con la que fue hecha pública la solicitud de dimisión del Papa, en una carta del 26 de agosto de 2018, publicada el último día del viaje de Bergoglio a Dublín, del ex nuncio en Estados Unidos Carlo Maria Viganò, que acusó a Francisco de haber ignorado las acusaciones de mala conducta contra el ex cardenal Theodore McCarrick.

El caso de McCarrick, ex arzobispo de Newark y luego de Washington, explotó en junio cuando una investigación interna de la Iglesia definió como creíbles las acusaciones de acoso de un antiguo monaguillo en la década de 1970. A pesar de las negaciones del sumo sacerdote, el escándalo había creado una nueva crisis para la Iglesia estadounidense y las propias jerarquías del Vaticano, ya que aparentemente no era un secreto que el “Tío Ted”, como él mismo se llamaba, tenía relaciones sexuales con seminaristas adultos.

Después de la publicación de las acusaciones sobre la conducta de McCarrick, el 28 de julio el Papa Francisco le quitó el birrete cardenalicio y “ordenó su suspensión del ejercicio de cualquier ministerio público, junto con la obligación de permanecer en una casa” por conducir “una vida de oración y penitencia” a la espera del resultado del proceso canónico.

Consejo de cardenales y reforma de la curia

Del 18 al 20 de febrero se celebrará en el Vaticano la 28ª reunión del Consejo de Cardenales. Se espera la nueva Constitución apostólica que reforme y modernice la curia romana. Entre otras cosas, el Consejo de Cardenales ya no es C9: ahora son seis los miembros del Consejo de cardenales que comenzó en 2013 por voluntad del Papa Bergoglio que necesitaba un organismo que lo ayudara en el trabajo de reforma de la Curia romana y gobierno de la Iglesia. Han abandonado recientemente el Consejo el cardenal australiano George Pell (77), el chileno Francisco Xavier Errazuriz (85) y el congoleño Laurent Monswengo Pasinya (78), los tres superan la edad canónica de “jubilación” de los 75 años de edad, pero también con situaciones complicadas detrás.

Economía

Debería cambiar el prefecto de la Secretaría Económica, el mismo George Pell, que está a punto de terminar su período de cinco años, y tiene 77 años. Esto, independientemente de cómo acabe el proceso judicial. De hecho, Pell está siendo juzgado desde 2017 en un tribunal de Melbourne, Australia, imputado por abuso sexual.

Comunicación

Entre 2018 y 2019, grandes cambios drásticos caracterizaron las comunicaciones vaticanas. En diciembre, Andrea Tornielli fue nombrado director de los medios del Vaticano y Andrea Monda, director del Osservatore Romano. Después, tras la renuncia de Greg Burke como director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, y de la subdirectora Paloma García Ovejero, Alessandro Gisotti fue elegido en enero como director interino de la Sala de Prensa. Ahora, la máquina de la comunicación está funcionando bien, como confirman muchos expertos: se percibe un acuerdo en la organización y un gran entendimiento entre Tornielli, Gisotti y el prefecto del Dicasterio para la Comunicación, Paolo Ruffini. Parece que entre los próximos pasos que la nueva administración está preparando está el regreso a un papel de mayor visibilidad de la Radio Vaticana.


Deja un comentario

Asamblea plenaria de la Conferencia episc. de la India

2019.01.03 CCBI Latin Bishops of India2019.01.03 CCBI Latin Bishops of India 

31ª Asamblea Plenaria de la Conferencia de Obispos Católicos de India

Del 8 al 14 de enero se lleva a cabo en Chennai, sureste de la India, la 31 Plenaria de los Obispos Católicos del País. Con 132 diócesis y 189 Obispos, es la mayor Conferencia Episcopal de Asia y la cuarta del mundo

Ciudad del Vaticano

La 31ª Asamblea Plenaria de la Conferencia de Obispos Católicos de la India (CCBI) se celebra del 8 al 14 de enero de 2018, en Chennai. La Asamblea deliberará sobre el tema “La alegría del Evangelio” y elaborará programas detallados y planes de acción para revitalizar el ministerio de amor y compasión de la Iglesia a nivel diocesano y parroquial. En la inauguración, la celebración eucarística será presidida por Mons. Giambattista Diquattro, Nuncio Apostólico en India y Nepal. El card. Oswald Gracias, Arzobispo de Mumbai presidirá el encuentro inaugural.

Temas en la agenda

Los Obispos debatirán sobre las maneras de promover la Alegría del Evangelio en la Iglesia, sosteniendo el ministerio del amor y la compasión. Evaluarán los programas y planificarán las actividades futuras de las Comisiones de Biblia, Catequesis, Derecho Canónico y Otros Textos Legislativos, Ecumenismo, Familia, Laicos, Liturgia, Migración, Proclamación, Teología y Doctrina, Vocaciones, Mujeres y Jóvenes y los Departamentos de las Organizaciones Misioneras Pontificias (PMO), Conferencia de Sacerdotes Diocesanos de la India (CDPI) y la Asociación de Rectores de Seminarios Mayores (ARMS). Los Obispos miembros elegirán nuevos titulares de cargos y presidentes de comisiones para el CCBI. En la reunión también se examinará la situación actual de la Iglesia en la India.

Está prevista una peregrinación a la tumba de Santo Tomás, el Apóstol de la India y los Santuarios Marianos. Asimismo, el domingo 13 de enero se celebrará la Santa Misa en el terreno de la Casa del Obispo en Chingelput, en lengua tamil. Presidirá Su Eminencia el card. Oswald Cardenal Gracias .

Durante los trabajos, los prelados elegirán al nuevo Presidente y a los nuevos líderes de la Conferencia que, con 132 diócesis y 189 Obispos, es la mayor Conferencia Episcopal de Asia y la cuarta del mundo.