Loiola XXI

Lugar de encuentro abierto a seguidor@s de S. Ignacio de Loyola esperando construir un mundo mejor

Los lefebvrianos y la Congregación de la doctrina de la fe.

Deja un comentario

Los lefebvrianos se interrogan sobre la salida del cardenal Müller

Después de que una carta del ex Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe había sido interpretada por la Fraternidad como un paso hacia atrás en el diálogo con Roma

El cardenal Müller

17
0
Pubblicato il 14/07/2017
Ultima modifica il 14/07/2017 alle ore 19:13
IACOPO SCARAMUZZI
CIUDAD DEL VATICANO

Los lefebvrianos se interrogan sobre la decisión del Papa de no confirmar en su puesto al cardenal Gerhard Ludwig Müller como Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe. Subrayan además que el purpurado alemán les había enviado recientemente una carta que parecía congelar el diálogo con la Santa Sede, y afirman que ahora esperan «los hechos» que podrá traer la nueva etapa.

 

Un artículo titulado “La carta del cardenal Müller y la falta de confirmación a la cabeza de la CDF”, publicado en estos días por el sitio de la fraternidad sacerdotal San Pío X, recuerda que el pasado 26 de junio el superior de los lefevbrianos, monseñor Bernard Fellay, recibió una carta (firmada el 6 de junio y para la cual el purpurado alemán precisaba contar con el previo visto bueno papal) en la que Müller «enunciaba las condiciones necesarias a una declaración doctrina, preliminar indispensable para cualquier reconocimiento canónico» de la Fraternidad. Entre tales condiciones, recuerda indica el artículo, estaban: la adhesión a la nueva fórmula de la “Professio fidei” de 1988, y no la de 1962, la aceptación explícita de las enseñanzas del Concilio Vaticano II y de las enseñanzas post-conciliares, reconociendo no solo su validez, sino «la legitimidad» del rito introducido con los libros litúrgicos promulgados después del Concilio.

 

Pocos días después de haber recibido la carta, el 30 de junio, Fellay la envió a todos los sacerdotes de la Fraternidad, con este comentario: «Nos encontramos en una situación parecida a la de 2012. Mientras monseñor Pozzo, Secretario de la comisión Ecclesia Dei, en marzo de este año tenía un lenguaje completamente diferente sobre los criterios de catolicidad que debían ser más o menos exigidos». Recordando los diferentes pasajes del diálogo de los últimos meses entre Roma y Econe, cuartel general de los lefebvrianos, el artículo indica que en el pasado monseñor Fellay había «subrayado una contradicción entre las afirmaciones del cardenal Müller y las de monseñor Pozzo». En cuanto al Papa, se recuerda que al volver de Fátima Francisco afirmó: «La “feria cuarta” de la Congregación para la Doctrina de la Fe, su sesión (la llaman “feria cuarta” porque se hace los miércoles), ha estudiado un documento, y el documento todavía no me ha llegado». Por lo tanto, aclara el artículo, «una vez más es necesaria una declaración doctrinal, preliminarmente a cualquier reconocimiento canónico. Pero, ¿cuál debe ser el contenido exacto de esta declaración? ¿El que impone el cardenal Müller o el que propone monseñor Pozzo?».

 

Después de estas preguntas, la nota de los lefebvrianos prosigue recordando que «lo que fue una verdadera sorpresa fue la no confirmación del cardenal Müller en su encargo», el pasado 2 de julio. Para los lefebvrianos, sobre las hipótesis de las « razones de la partida del cardenal Müller, se puede constatar que el Papa no consideró necesario mantenerlo en su sitio para llevar a cabo la decisión de hacer que la Fraternidad sacerdotal San Pío X volviera a la declaración doctrinal de 2012. Después de esta constatación en el orden del truísmo, se pueden plantear algunas cuestiones: al manifestar abiertamente un punto de vista divergente con respecto al de su superior jerárquico, en relación con los “criterios de catolicidad”, ¿monseñor Pozzo actuaba “motu proprio” o sabía contar con un apoyo más alto que el cardenal Müller? ¿Cuál es su futuro en la comisión Ecclesia Dei? ¿Cuál será el papel de monseñor Ladaria (el nuevo prefecto de la Fe, ndr.), jesuita español con una personalidad mucho menos inquieta que la del cardenal alemán? Más propenso a la obediencia propia de la Compañía de Jesús, definiéndose como “conservador moderado, ¿tendrá una influencia moderadamente conservadora a la cabeza de la Congregación para la Doctrina de la Fe? Frente a estas preguntas –concluye la nota de la Fraternidad San Pío X–, los oráculos harán sus predicciones. Por nuestra parte, nos conformamos con esperar los hechos y ver sus efectos».

Anuncios

Autor: loiolaxxi

periodista, jesuita, bloguero, profesor, jubilado

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s