Loiola XXI

Lugar de encuentro abierto a seguidor@s de S. Ignacio de Loyola esperando construir un mundo mejor

Emergencia grave en Sudán del Sur. Palabras del Papa Francisco.

Deja un comentario

“Por voracidad el hombre arruina el agua que nos da vida”

Durante la Audiencia general, Francisco advirtió: «Estamos tentados de pensar que la Creación es una propiedad nuestra». Llamado por Sudán del Sur, que vive una guerra fratricida y una emergencia alimenticia
LAPRESSE

Papa Francisco durante la Audiencia general

31
0
Pubblicato il 22/02/2017
Ultima modifica il 22/02/2017 alle ore 12:43
IACOPO SCARAMUZZI
CIUDAD DEL VATICANO

«El cristiano no debe vivir fuera del mundo, sabe reconocer en la propia vida y en lo que lo rodea los signos del mal, del egoísmo y del pecado». El Papa de la encíclica «Laudato si’» volvió a advertir sobre el peligro de que el hombre considere la Creación como una «propiedad» suya, actuando con «orgullo y voracidad». Lo hizo durante la Audiencia general de hoy, en la que se refirió específicamente al ejemplo del agua, contaminada para explotar minerales a pesar de que sea «una cosa bellísima» que «nos da la vida». El cristiano, dijo Jorge Mario Bergoglio, «es solidario con quien sufre, con quien llora, con quien está marginado, con quien se siente desesperado», pero al mismo tiempo «ha aprendido a leer todo esto con los ojos de la Pascua», fundamento de la esperanza. Francisco concluyó la audiencia con un llamado por Sudán del Sur, escenario de un «conflicto fratricida» en donde, dijo el Papa, no bastan las «declaraciones», sino que se necesitan medidas para resolver la emergencia alimenticia.

 

«Muchas veces —recordó el Pontífice argentino en la Plaza San Pedro, después del periodo durante el cual las audiencias se llevaron a cabo en el Aula Pablo VI—estamos tentados en pensar que la creación sea nuestra propiedad, una posesión que podemos explotar a nuestro agrado y del cual no debemos dar cuenta a nadie. En el pasaje de la Carta a los Romanos del cual hemos apenas escuchado una parte, el Apóstol Pablo nos recuerda en cambio que la creación es un don maravilloso que Dios ha puesto en nuestras manos, para que podamos entrar en relación con Él y podamos reconocer la huella de su designio de amor, a cuya realización estamos llamados todos a colaborar, día a día». Pero, cuando se deja vencer por el egoísmo, «el ser humano termina por destruir incluso las cosas más bellas que le han sido confiadas. Y así ha sucedido también con la creación. Pensemos —prosiguió Francisco— en el agua. El agua es una cosa bellísima y muy importante; el agua nos da la vida, nos ayuda en todo. Pero para explotar los minerales se contamina el agua, se ensucia la creación y se destruye la creación. Este es sólo un ejemplo. Existen otros. Con la experiencia trágica del pecado, rota la comunión con Dios, hemos infringido la originaria comunión con todo aquello que nos rodea y hemos terminado por corromper la creación, haciéndola así esclava, sometida a nuestra caducidad. Y lamentablemente la consecuencia de todo esto está dramáticamente ante nuestros ojos, cada día. Cuando rompe la comunión con Dios, el hombre pierde su propia belleza originaria y termina por desfigurar alrededor de sí cada cosa; y donde todo antes hablaba del Padre Creador y de su amor infinito, ahora lleva el signo triste y desolado del orgullo y de la voracidad humana».

 

Sin embargo, San Pablo invita a «poner atención a los gemidos de la entera creación. Los gemidos de la entera creación… Expresión fuerte. Si ponemos atención, de hecho, alrededor nuestro todo clama: clama la misma creación, clamamos nosotros los seres humanos y clama el Espíritu dentro de nosotros, en nuestro corazón». Y al mismo tiempo, «sabemos que hemos sido salvados por el Señor y ya se nos es dado contemplar y pregustar en nosotros y en lo que nos rodea los signos de la Resurrección, de la Pascua, que opera una nueva creación». EL cristiano, entonces, «no vive fuera del mundo, sabe reconocer en la propia vida y en lo que lo circunda los signos del mal, del egoísmo y del pecado. Es solidario con quien sufre, con quien llora, con quien es marginado, con quien se siente desesperado… Pero, al mismo tiempo, el cristiano ha aprendido a leer todo esto con los ojos de la Pascua, con los ojos del Cristo Resucitado. Y entonces sabe que estamos viviendo el tiempo de la espera, el tiempo de un deseo que va más allá del presente, el tiempo del cumplimiento. En la esperanza sabemos que el Señor quiere sanar definitivamente con su misericordia los corazones heridos y humillados y todo los que el hombre ha deformado en su impiedad, y que de este modo Él regenerará un mundo nuevo y una humanidad nueva, finalmente reconciliada en su amor».

 

Al final de la Audiencia, Francisco hizo un nuevo llamado por Sudán del Sur: «Despiertan particular preocupación las dolorosas noticias que llegan del atormentado Sudán del Sur, donde a un conflicto fratricida se une una grave crisis alimentaria que afecta a la Región del Cuerno de África y que condena a la muerte por hambre a millones de personas, entre ellos a muchos niños. En este momento, es más necesario que nunca el compromiso de todos a no quedarse sólo en declaraciones, sino a hacer que sean concretas las ayudas alimentarias y a permitir que puedan llegar a las poblaciones que sufren. El Señor sostenga a estos nuestros hermanos y a cuantos obran para ayudarlos».

 

Antes de la Audiencia, el Papa se reunió en la salida que se encuentra al lado del Aula Pablo Vi con los familiares de las víctimas del atentado terrorista que sacudió la ciudad de Daca el año pasado, entre el primero y el dos de julio.

Anuncios

Autor: loiolaxxi

periodista, jesuita, bloguero, profesor, jubilado

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s